Si desea contactar con la Revista de Foklore puede hacerlo desde la sección de contacto de la Fundación Joaquín Díaz >

Búsqueda por: autor, título, año o número de revista *
* Es válido cualquier término del nombre/apellido del autor, del título del artículo y del número de revista o año.

Editorial

DIAZ GONZALEZ, Joaquín

Publicado en el año 1994 en la Revista de Folklore número 158.

Esta visualización es solo del texto del artículo.
Puede descargarse el artículo completo en formato PDF desde la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

Revista de Folklore número 158 en formato PDF >

Los últimos números de la revista están disponibles en el servidor de la Fundación Joaquín Díaz >


La expresión "tienes más cuento que Calleja" es una frase coloquial que sirve, tanto para recriminar a otro el que haga uso de excesivos argumentos como para admirar en él esa misma capacidad; en cualquier caso, sólo hace justicia a Saturnino Calleja Fernández a quien se refiere en cuanto que implícita o latentemente reconoce la enorme capacidad del editor burgalés para dar a la luz libros de relatos y facecias. Sin embargo, creemos que pese a las reediciones recientes de parte de su obra se han olvidado los aspectos más notables y ejemplares de su trabajo, ignorándose casi todo acerca de su vida y de sus constantes desvelos por elevar el nivel cultural de los españoles a través de la lectura, preocupación ésta que le llevó a escribir un curioso ensayo titulado Sobre el arte de enseñar a leer. Desde 1875 hasta bien avanzado nuestro siglo, su editorial publicó toda suerte de ediciones didácticas y recreativas, ayudando a maestros y docentes en general a apoyar sus esfuerzos personales y sus desvelos profesionales sobre excelentes textos.

Hay que reconocer, sin embargo, que Calleja es uno de esos personajes españoles cuyo fracaso evidente (la vaciedad actual y el casi nulo interés por la lectura no por la adquisición de libros lo podrían confirmar) debería hacernos reflexionar sobre el escaso eco de sus teorías y enseñanzas: Como en tantos otros aspectos el español de hoy cree cumplidos sus deberes con la literatura leyendo algún periódico o sintiéndose representado por algún conocido escritor paisano suyo.