Si desea contactar con la Revista de Foklore puede hacerlo desde la sección de contacto de la Fundación Joaquín Díaz >

Búsqueda por: autor, título, año o número de revista *
* Es válido cualquier término del nombre/apellido del autor, del título del artículo y del número de revista o año.

CANCIONES INFANTILES

MARTIN CEBRIAN, Modesto

Publicado en el año 1983 en la Revista de Folklore número 32.

Esta visualización es solo del texto del artículo.
Puede descargarse el artículo completo en formato PDF desde la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

Revista de Folklore número 32 en formato PDF >

Los últimos números de la revista están disponibles en el servidor de la Fundación Joaquín Díaz >


Mientras nuestras ciudades se llenan de asfalto y nuestros pueblos van agonizando lentamente, todavía quedan en la memoria de muchas gentes los temas que en su niñez cantaban jugando (1).

No son ya tan habituales las ocasiones en que un grupo de niños sale a la calle o a la plazuela a jugar en corro o saltar a la soga. Nuestro mundo de comunicación, con una televisión que adormece el cuerpo y la creatividad o unas calles que apenas cuentan con plazuelas ajardinadas, sino que son cubiertas de asfalto ocupado por automóviles, nos lleva a la ruptura de la comunicación directa a través del juego. Y si esto es poco, nuestras escuelas, guiadas tal vez por un malentendido esnobismo, han dejado en olvido los temas tradicionales infantiles para llevar al niño hacia el "juego de moda", que continuamente repiten los medios de comunicación.

En un momento como el actual, en que hay un deseo de cambio asimilado tal vez por la falta de valores que parece desprenderse de la sociedad consumista que nos envuelve, es necesario plantearse la educación lúdica infantil y descubrir caminos nuevos que lleven a los niños a sus propias raíces, encontrando formas lúdicas buscadas por ellos mismos y no dadas por medios que masifican rompiendo su entorno psicosocial y cultural.

Presentamos un conjunto de canciones infantiles recogidas en la localidad vallisoletana de Villabrágima, que si bien se siguen cantando y enseñando, poco a poco se van perdiendo tal como nos indican los propios informantes, cuyas edades están comprendidas entre los veinticinco y los noventa años (2).

AL LEVANTAR UNA LANCHA

Al levantar una lancha
una jardinera vi
regando sus lindas flores
y al momento la seguí.
-Jardinera tú que entraste
en el jardín del amor
de las flores que tú riegas
dime cuál es la mejor.
-La mejor es una rosa
que se viste de color
del color que se le antoja
y verde tiene la hoja.
Tiene tres hojitas verdes
y las demás encarnadas
a ti te escojo capullo
por ser la más resalada
-Muchas gracias jardinera
por el gusto que has tenido
tantas niñas en el corro
a mí sola has escogido.

ELISA

Elisa va en un coche, carabí (bis)
a ver a su papá
carabí cascar y olé y olá
a ver a su papá.
Qué rico pelo lleva, carabí (bis)
quién se lo peinará
carabí cascar y olé y olá
quién se lo peinará.
Se lo peina su tía, carabí (bis)
con peines de cristal
carabí cascar y olé y olá
con peines de cristal.
Elisa ya se ha muerto, carabí (bis)
la llevan a enterrar
carabí cascar y olé y olá
la llevan a enterrar.
la caja era de pino, carabí (bis)
la tapa de cristal
carabí cascar y olé y olá
la tapa de cristal.
Encima de la tapa, carabí (bis)
tres pajaritos van
carabí cascar y olé y olá
tres pajaritos van.
Cantando el pío pío, carabí (bis)
cantando el pío pa
carabí cascar y olé y olá
cantando el pío pa.
El cura iba cojo, carabí (bis)
el sacristán igual
carabí cascar y olé y olá
el sacristán igual.

MAMBRU

Mambrú se fue a la guerra
qué dolor, qué dolor, qué pena
Mambrú se fue a la guerra
no sé cuándo vendrá
do, re, mi, do, re, fa
no sé cuándo vendrá.

Si viene pa las Pascuas
mire usted, mire usted qué guasa
si viene pa las Pascuas
o pa la Trinidad
do, re, mi, do, re, fa
o pa la Trinidad.

La Trinidad se pasa
mire usted, mire usted qué guasa
la Trinidad se pasa
Mambrú no vuelve ya
do, re, mi, do, re, fa
Mambrú no vuelve ya.

Subieron a la torre
mire usted, mire usted qué torre
subieron a la torre
por ver si viene ya
do, re, mi, do, re, fa
por ver si viene ya.

Vieron venir a un paje
mire usted, mire usted qué guaje
vieron venir a un paje
qué noticias traerá
do, re, mi, do, re, fa
qué noticias traerá.

las noticias que traigo
¡ay! que me caigo
las noticias que traigo
Mambrú se ha muerto ya
do, re, mi, do, re, fa
Mambrú se ha muerto ya.

LA VIUDITA DEL CONDE LAUREL

Plazuela de Mayo
al campo salí
a recoger flores
de mayo y abril.

Yo soy la viudita
del Conde Laurel
que quiero casarme
y no tengo con quien.

Pues siendo tan bella
y no tener con quien
aquí estamos todos
podrás escoger.

Escojo a ésta
por ser la más bella
la blanca azucena
que adorna el jardín.

Que dame una mano
que dame la otra
que dame un besito
y métete monja.

SANTA CATALINA

En Burgos hay una niña
que Catalina se llama
todos los días de fiesta
su padre la castigaba.

Porque no quería hacer
lo que su padre mandaba
la mandó hacer una rueda
de cuchillos y navajas.

La rueda ya estaba hecha
de cuchillos y navajas.

Manda pasar a un león
lo partió en cien mil tajadas.

Ahora pasa Catalina
la rueda se desviaba.
Bajaba un ángel del Cielo
con su corona y su palma:

-Sube, sube Catalina
que el Rey del Cielo te llama.

-¿Qué me quiere el Rey del Cielo
que tan aprisa me llama?

-Que te subas a la Gloria
que ya la tienes ganada.

Al subir por la escalera
cayó una fuerte borrasca
de relámpagos y truenos
Catalina arrodillada.

-¿Qué me das si yo te saco
de esta tan grande borrasca?

-Yo te doy mis tres navíos
cargaditos de oro y plata.
-Yo no quiero tus navíos
cargaditos de oro y plata
que quiero cuando te mueras
que me regales el alma.

-El alma es para mi Dios
que se la tengo mandada
el corazón pa María
pa María Inmaculada.

Las manos pa el campanero
pa que toque las campanas,
los sesos para los peces
que es comidita muy blanda,
los dientes para una vieja
pa que rungue las castañas.

El pellejo pa un cribero
pa hacer cribos y cerandas.

DE MADRID A TOLEDO

De Madrid a Toledo (bis)
hay siete leguas (bis)
todo es camino llano (bis)
menos las cuestas (bis).

Yo por aplicadita (bis)
me ha dado papá (bis)
siete reales en plata (bis)
los pienso gastar (bis).

Tres en una pulsera (bis)
cuatro en un collar (bis)
y una vela a la Virgen (bis)
de la Soledad (bis)
para que dé salud (bis)
a papá y mamá (bis).

¡AY QUE ME DUELE UN PIE!

En tu puerta soldadito
puse la mano en la nieve
vale más tu cara niña
que lo que tu padre tiene.

Mira resalada
coge ese pañuelo
mira que es de seda
se mancha en el suelo.

¡Ay que me duele un pie!
¡ay! no sé de qué
¡ay si será de andar!
a la virgen, a la Virgen del Pilar.

La Virgen del Pilar
de Zaragoza
de Madrid a Toledo
baja la tropa.

Una admiración
agua de dolor
adonde está mi niña
no se lo digo yo.

Serrana qué hora es
han dado las tres
el Cielo está nublado
no deja de caer.

Las patatas están caras
no se pueden comer
el tocino a veinticuatro
la hebra a veintiséis
verás cómo relincha
mi amigo Andrés.

AGUA SAN MARCOS

Agua San Marcos
rey de los charcos.

Para mi triguito
que está muy bonito.

Para mi cebada
que ya está granada.

Para mi melón
que ya tiene botón.

Para mi sandía
que ya está florida.

Para mi aceituna
que ya tiene una.

EL PATIO DE MI CASA

El patio de mi casa
es particular
cuando nueve se moja
como los demás.

y agáchate
y vuélvete agachar
que las agachaditas
sí saben bailar.

H, i, j, k
l, ll, m, a
que si tú no me quieres
otro amante me querrá.

Chocolate,
molinillo
corre, corre
que te pillo.

A estirar, a estirar
que la bruja va a pasar.

LA CHATA BERINGÜELA

La chata beringüela
guy, guy, guy,
cómo es tan fina
trico, trico, tri,
Como es tan fina lairó
lairó, lairó, lairó, lairó, lairó.

Se pinta los colores
guy, guy, guy,
con gasolina
trico, trico, tri,
con gasolina lairó
lairó, lairó, lairó, lairó, lairó.

Y su madre la dice
guy, guy, guy,
quítate eso
trico, trico, tri,
quítate eso lairó
lairó, lairó, lairó, lairó, lairó.

Que va a venir tu novio
guy, guy, guy,
a darte un beso
trico, trico, tri,
a darte un beso lairó
lairó, lairó, lairó, lairó, lairó.

Mi novio ya ha venido
guy, guy, guy,
ya me lo ha dado
trico, trico, tri,
ya me lo ha dado lairó
lairó, lairó, lairó, lairó, lairó.

y me ha puesto el carrillo
guy, guy, guy,
muy colorado.
trico, trico, tri,
muy colorado lairó
lairó, lairó, lairó, lairó, lairó.

ME CASO MI MADRE

Me casó mi madre
de muy jovencita
con un chico rubio
que yo no quería.

A la media noche
el pícaro se iba
con la espada al hombro
la capa tendida.

Yo me fui tras él
por ver dónde iba
yo le vi entrar
en casa la amiga.

Yo le oí decir
resalada mía
que yo te regalo
sayas y mantillas
ya la otra mujer
palo y mala vida.

Yo me fui pa casa
triste y afligida
me puse a trancar
ni trancar podía
me asomé al balcón
por ver si venía
ya le vi venir
por la calle arriba.

Ya le oí decir:
ábreme María
que vengo cansado
de ganar la vida.

No vendrás cansado
de hablar con la amiga
me dio un bofetón
me quedó tendida.

Di parte al Juzgado
parte a la Justicia
le metieron preso
a aquel picarón.

EL PAJARO

Ya está el pájaro madre
puesto en la esquina
del tebero cara caracol
caracol
puesto a la esquina
puesto a la esquina.
Esperando que pase
la golondrina
del teberol cara caracol
caracol
la golondrina
la golondrina.
Si yo soy golondrina
tu eres un chulo
del tebero cara caracol
caracol
tú eres un chulo
tú eres un chulo.
Y si yo soy un chulo
tú eres coqueta
del teberol cara caracol
caracol
tú eres coqueta
tú eres coqueta
que cuando vas al baile
te pones hueca
del teberol cara caracol
caracol
te pones hueca
te pones hueca.
Y si me pongo hueca
rondín, rondán
golondrina bailando
logro ponerme
que el galán que te quiere
rondín, rondán
golondrina bailando
pesetas tiene.

CHITON QUE VIENE EL SERENO

Chitón que viene el sereno
chitón que viene cantando
chitón que viene diciendo
las doce y media están dando.

Niñas bonitas, bellos luceros
tened amores con zapateros
porque trabajando en material fino
buenas botitas habéis de gastar.

Niñas bonaiteis, bellos luceraites
tener amoraites con zapateraites
porque trabajasteis en material finaitris
buenas botaiteis habéis de gastaiteis.

LA PEDIGÜEÑA

Un francés vino de Francia
en busca de una mujer
se encontró con una niña
que le supo responder.

-Niña, si quieres venir
por el término de un año,
te vistiera y te calzara
te regalaría un sayo.

-Una niña como yo
no se vende por un sayo
ni tampoco por doblones
que reconozcan mi daño.

Caballero, si usted gusta
de mi hermosura gozar
todo lo que yo le pida
me lo tiene usted que dar.

Lo primero es una casa
toda enladrillada de oro,
las paredes esmaltadas
para darle gusto a todos.

La cama donde yo duerma
ha de ser de carnesí
las sábanas de Holanda
para darme gusto a mí.

Desde mi casa a la Iglesia
ha de poner una alfombra
para cuando vaya a misa
no se me manche la cola.

Desde mi casa a la Iglesia
ha de poner una parra
para cuando vaya a misa
no me dé el sol en la cara.

Desde mi casa a la Iglesia
ha de poner una higuera
para cuando vaya a misa
pa comer higos y brevas.

Un bolsillo de dinero
también me tiene que dar
para cuando vaya a misa
tengo mucho que gastar.

-Quédate con Dios Cecilia
que mañana volveré
es mucho lo que me pides ,
no sé si te lo daré.

EL QUINTADO

-¿Qué tienes marinerito?
¿Qué tienes que no te alegras?
¿Es que te marea la mar
o el humo de las calderas?

-No me marea la mar
ni el humo de las calderas,
el día que me casé
me trajeron para la guerra
y allí quedé a mi mujer
casada, viuda y soltera.

-¿Tan bonita es tu mujer
que tanto te acuerdas de ella?
Echó la mano al bolsillo
la foto ha sacado de ella.

La ha cogido el capitán
prendadito quedó de ella:
-Vete con Dios soldadito,
márchate para tu tierra
que por un soldado menos
nunca se perdió la guerra.

LA GITANA

Esa gitanita
nacida en Sevilla
que canta y que baila
con mucha ilusión.

Esos zapatitos
como son bonitos
la niña morona
y aquí escojo yo.

CARTAS DEL REY

Cartas del rey han venido
para las niñas de ahora
que se vayan a la guerra
a defender su corona.

La corona está en Bayona
hemos de ir a ganarla
echaremos a los moros
a bayoneta calada.

Bayoneta calada
dice el gobernador
se llevan a los quintos
qué pena y qué dolor.

Si les llevan que les lleven
la guerra no se ha hecho
para las mujeres
que se ha hecho para los hombres
que en ella mueren.

Cartas del rey han venido
para las niñas de ahora
que se vayan a la guerra
a defender su corona
que dame la mano paloma
que quédate con Dios señora.

SOY LA REINA DE LOS MARES

Soy la reina de los mares
ustedes lo van a ver
tiro mi pañuelo al suelo
y lo vuelvo a recoger.

Pañuelito, pañuelito
quién te pudiera tener
guardadito en el bolsillo
como un pliego de papel.

Que una, que dos, que tres
que salga la niña que va a perder.

A LA ESE O

A la ese o
pepita de melón
que barre la cocina
y limpia el comedor
a la ese o
a la soledad
a la campanita
que redonda va.

DON BUESO

Mañanita, mañanita
mañanita de primor
ha conquistado a una moza
que era más rubia que el sol;
a lavar unos pañuelos
la mandaron a la ría
por allí pasó un soldado
que de la guerra venía.

-Buenos días tengas mora.

-Buenos días tenga usía.

-Si quieres venir a España.

-Yo de buena gana iría,
estos pañuelos que lavo
¿dónde yo los dejaría?

-Los de hilo y los de seda
para mi caballería
y los que no valgan nada
por la corriente se tiran.

La ha montado en su caballo
para España la traía
y al llegar a la frontera
la morita se reía.

-¿De qué te ríes morena?
¿de qué te ríes morita?

-No me río del caballo
tampoco de quien le guía,
que me río de la España
que también es patria mía.

-¿Cómo se llaman tus padres?
-Mi padre se llama Oliva
y Ana se llama mi madre
y los dos son de Castilla,
y un hermanito que tengo
se llama José María.

-Válgame Dios de los cielos
también la Virgen María
que en vez de traer una mora
traigo una hermanita mía.

Abran mis padres balcones
ventanas y celosías
que pensé traerlos nuera
y les traigo hija querida.

-Mis padres me recibieron
con muchísima alegría,
y después me preguntaron
que con los moros qué hacía;
padre que a mí los moritos
todos mucho me querían
me tenían pa cuidar
los pavos y las gallinas.

Vamos padres a escribirles
a los moros una carta
que yo sé muy bien las señas:
Cortijo de Casablanca.

La carta ya se ha mandado
mandan de contestación
que si nos vamos con ellos
nos regalan un millón
una casa y una huerta
y tres pares de labor
y se casa la cautiva
con el hijo del patrón.

MILAGROS DE SAN ANTONIO

Divino Antonio precioso
suplícale al Dios inmenso
que por tu gracia divina
alumbre mi entendimiento
para que mi lengua
refiera el milagro
que en el huerto obraste
a la edad de ocho años.

Desde niño fue nacido
con mucho temor de Dios
de sus padres estimado
y del mundo admiración.

Fue caritativo
y perseguidor
del mal enemigo
con mucho rigor

Su padre era un caballero
cristiano, honrado y prudente
que mantenía su casa
con el sudor ,de su frente,
y tenía un huerto
en donde cogía
cosecha del fruto
que el tiempo traía.

Por la mañana un domingo
como siempre acostumbraba
se marchó su padre a misa
cosa que nunca olvidaba.

Le dijo: Antonio
ven aquí, hijo amado
escucha, que tengo
que darte un recado.

Mientras yo estoy en misa
gran cuidado has de tener
mira que los pajaritos
todo lo echan a perder.

Entran en el huerto
comen el sembrado,
por eso te encargo
que tengas cuidado.

Cuando se ausentó su padre
a la iglesia se marchó.
Antonio quedó al cuidado
ya los pájaros llamó:
Venid pajaritos
dejad el sembrado
que mi padre ha dicho
que tenga cuidado.

Para que mejor yo pueda
cumplir con mi obligación
voy a encerraros a todos
en esta habitación.

A los pajaritos
entrar les mandaba
y ellos muy humildes
en el cuarto entraban.

Por aquellas cercanías
ni un pájaro quedó
porque todos acudieron
como Antonio les mandó.

Lleno de alegría
San Antonio estaba
y los pajaritos
alegres cantaban.

Al ver venir a su padre
luego les mandó callar;
llegó su padre a la puerta
y comenzó a preguntar:

-Dime, hijo amado
qué tal, Antoñito
¿has cuidado bien
de los pajaritos?
El hijo contestó:

-Padre, no tenga cuidado
que para que no hagan mal
todos los tengo encerrados.

El padre que vio
milagro tan grande
al señor obispo
trató de avisarle.

Acudió el señor obispo
con gran acompañamiento
quedando todos confusos
al ver tan gran portento.

Abrieron ventanas
puertas a la par
por ver si las aves
se querían marchar.

Antonio les dijo a todos:
Señores, nadie se agravie.
Los pájaros no se marchan
hasta que yo no lo mande.

Se puso en la puerta
y les dijo así:
Vaya pajaritos
ya podéis salir.
Salgan cigüeñas con orden
águilas, grullas y garzas,

gavilanes, avutardas
lechuzas, mochuelos, grajas.

Salgan las urracas
tórtolas, perdices,
palomas, gorriones
y las codornices.

Salga el cuco y el milano
burla-pastor y andarrío
canarios, ruiseñores
tordos, garrafón y mirlos.

Salgan verderones
y las carderinas
y las cogujadas
y las golondrinas.

Al instante que salieron
todas juntas se ponen
escuchando a San Antonio
para ver lo que dispone.

Antonio les dijo:
-No entréis en sembrados.
Marcharos por montes
por riscos y prados.

Al tiempo de alzar el vuelo
cantan con gran alegría
despidiéndose de Antonio
y toda su compañía.

El señor obispo
al ver tal milagro
por diversas partes
mandó publicarlo.

Arbol de grandiosidades
fuente de caridad
depósito de bondades
padre de hermosa piedad.

Antonio divino
por tu intercesión
todos merezcamos
la eterna mansión.

LA VIRGEN y EL CIEGO

Camina la Virgen pura
camina para Belén
y en el medio del camino
pidió el niño de beber
.
-No pidas agua mi vida
no pidas agua mi bien
que los ríos vienen turbios
y no se pueden beber.

Allí alante hay una huerta
que ricas naranjas tiene
el hortelano que las cuida
es ciego y no puede ver.

-Ciego, dame una naranja
para este niño beber.

-Corte usted las que usted quiera
las que le haya menester.

Cortaba de una en una
salían de tres en tres.

-Ciego, toma este pañuelo
limpia los ojos con él.

El ciego que se los limpia
enseguida empezó a ver.

-¿Quién ha sido esta señora
que me ha hecho tanta merced?
-Ha sido la Virgen pura
el Niño y San José.

LA VIRGEN SE ESTA PEINANDO

La Virgen está lavando
y tendiendo en la alameda
los cabellos eran de oro
las cintas de primavera.
Por allí pasó San Juan
la dijo de esta manera:

-¿Cómo no canta la blanca?

¿Cómo no canta la bella?

-Cómo quieres que yo cante
solita y en tierra ajena
si hasta un hijo que he tenido
más blanco que la azucena
me lo están crucificando
en una cruz de madera.

Si me lo queréis bajar
os diré de esta manera:
vamos al Monte Calvario
veremos las escaleras
todas cubiertas de sangre
de sangre todas cubiertas.

Aquí murió quien murió
aquí murió quien muriera,
aquí murió el Redentor
de los cielos y la tierra.

DON GATO

Estaba el señor don Gato
olé pun catapún (bis)
sentadito en su tejado
olé pun catapún, catapún (bis).

Ha recibido una carta
olé pun catapún (bis)
que si quiere ser casado
olé pun catapún, catapún (bis)
con una gata montisca
olé pun catapún (bis)
hija de un gatito pardo
olé pun catapún, catapún (bis).

Gastaba medias de seda
olé pun catapún (bis)
y zapatito picado
olé pun catapún, catapún (bis).

El gato por ir a verla
olé pun catapún (bis)
se ha caído del tejado
olé pun catapún, catapún (bis).

Se ha roto siete costillas
olé pun catapún (bis)
el espinazo y el rabo
olé pun catapún, catapún (bis).

Le llevan a confesar
olé pun catapún (bis)
todo lo que había robado
olé pun catapún, catapún (bis).

Kilo y medio de sardinas
olé pun catapún (bis)
y tres kilos de chicharro
olé pun catapún, catapún (bis).

Dos kilos de longaniza
olé pun catapún (bis)
cuatro de tocino magro
olé pun catapún, catapún (bis).

Ya le llevan a enterrar
olé pun catapún (bis)
por la Calle del Pescado
olé pun catapún, catapún (bis).

Al olor de las sardinas
olé pun catapún (bis)
el gato ha resucitado
olé pun catapún, catapún (bis).

Por eso dice la gente
olé pun catapún (bis)
olé pun catapún, catapún (bis).
siete vidas tiene un gato.

ATROPELLADO POR EL TREN

Las mocitas de este pueblo
dicen que no corre el tren
que bajen a la estación
allí le verán correr.

Primera estación del norte
qué desgraciadita ha sido
que la máquina del tren
a Juanito le ha cogido.

La máquina iba serena
de repente se paró
los maquinistas bajaron
a ver lo que sucedió.

Los maquinistas que vieron
por la vía correr sangre
dieron parte a la estación
que baje el señor alcalde.

Ya viene el señor alcalde
con toda su compañía
jueces y municipales
a reconocer la vía.

Le sientan en la camilla
le llevan al hospital
y los médicos le dicen
que no le pueden curar.

-Si no me pueden curar
que me peguen cuatro tiros
que yo no quiero vivir
con los dos brazos partidos.
Escriban a Carboneros

Carboneros es mi pueblo
a mi padre y a mi madre
la novia y demás familia
y al llegar al hospital
estas palabras decían:

-Hijo mío de mi alma
hijo mío de mi vida
quién había de decir
que tu muerte era la vía.

La novia que estaba enfrente
se ha caído desmayada.

-Levántate resalada
levántate de ese suelo
que aunque he perdido los brazos
yo tu querer no lo pierdo.

Cuando a ti te estén poniendo
el anillo en el dedo
a mí me estarán bajando
de la cama para el suelo
cuando a ti te estén poniendo
el pañuelo de Manila
a mí me estarán poniendo
cuatro velas encendidas.

Cuando a ti te estén poniendo
el pañuelo azul y blanco
a mí me estarán haciendo
el hoyo en el camposanto.

Cuando a ti te estén poniendo
el pañuelo de crespón
a mí me estarán metiendo
pa siempre en el panteón.

EL LABRADOR y LA VIRGEN

Camino de Egipto van
huyendo del rey Herodes
camino de Egipto van
perseguidos de ladrones
al niño le llevan
con mucho cuidado
porque el rey Herodes
quiere destrozarlo.

A pocos pasos que "anduvon"
con un labrador se vieron
la Virgen le preguntó,
labrador ¿qué estás haciendo?
y el labrador dice:

-Señora, sembrando
un poco de piedra
para aquí a otro año.

Fue tanta la confusión
que el Señor echó de piedra
que parecía un peñón
de una grandísima sierra;
este es el castigo
que el Señor le dio
por ser mal hablado
aquel labrador.

A pocos pasos que "anduvon"
a otro labrador se vieron
la Virgen le preguntó

-Labrador, ¿qué estás haciendo?
y el labrador dice:

-Señora, sembrando
un poco de trigo
para aquí a otro año.

-Pues ven mañana a segarlo
y no tengas detención
porque el milagro lo hace
el supremo creador;
el sol de los soles
el que nos alumbra con sus resplandores.

"Desotro" día temprano
fueron a recoger el trigo
se quedaron admirados
al ver tan grande prodigio
el que nunca han visto
ni esperaban ver
en tan poco tiempo
trigo como aquel.

Estando segando el trigo
vieron cuatro a caballo
por una mujer y un niño
y un viejo van preguntando

-Si ustedes han visto...

-Cierto es que les vi,
alumbrando este trigo
"vinon" por aquí.

Relinchaban los caballos
dos mil reniegos echaban
en ver que no habían logrado
el intento que llevaban:
el intento era
de cogerles presos
para degollarle
al rey de los cielos.

MADRE, A TU PUERTA HAY UN NIÑO

Madre, a tu puerta hay un niño
más hermoso que el sol bello
tiritando está de frío
pidiendo por Dios consuelo.

Anda dile que entre
se calentará
porque en este pueblo
ya no hay caridad
ni nunca la ha habido
ni nunca la habrá.

Entra el niño y se calienta
y después de calentado
le pregunta la patrona
de qué patria y de qué reinado,
y el niño responde:

Yo soy de Belén
mi madre es del cielo
mi padre también.

Yo bajé a la tierra
para padecer.

Hazle la cena a este niño
guisaremos de contado
le quedaremos en casa
como a niño regalado;
y el niño responde:

Eso no, señora
que tengo una madre
que el cielo la adora.

¿Tanto quieres a tu madre?

Sí, señora, sí la quiero
tres días que no la he visto
tres mil años se me han hecho.

Si usted me dijera
dónde ella paraba
de rodillas fuera
hasta que la hallara.

Hazle la cama a este niño
en la alcoba y con primor.

Mi casa es el suelo
desde que nací
y hasta que en cruz muera
ha de ser así.

Al tiempo romper el alba
el niño se levantó
y le dijo a la patrona
que se quedara con Dios.

Yo me voy al templo
porque allí es mi casa
que algún día iréis
a darme las gracias.

Queda con Dios
niño hermoso
de ti quedo enamorada
Dios quiera halles a tu madre
ahí enseguida a la entrada.

y si no la hallares
te vuelves pa casa
que algún día iremos
a darte las gracias.

Su madre le anda buscando
por callejas y rincones
y a las personas que veía
les decía estas razones.

Decidme si habéis visto
al sol de los soles
al que nos alumbra
con sus resplandores.

Denos usted alguna seña
por si acaso le encontramos.

Es blanco como la nieve
como la rosa encarnado.

Su madre fue al templo
iba caminando
en busca de su hijo
de su hijo amado.

Hijo, ¿qué tal lo has pasado?
En ca un rico fui a pedir
y me echaron los alanos.

Los alanos tan humildes
que me hicieron mil halagos;
y yo les prometo
aunque soy muchacho
darles el castigo
que ellos me han dado.

AL OLIVO

Al olivo, al olivo
al olivo subí
por cortar una rama
del olivo caí;
del olivo caí
quién me levantará
esa gachí morena
que la mano me da.

Que la mano me da
que la mano me dio
esa gachí morena
y es la que quiero yo.

Y es la que quiero yo
y es la que he de querer
esa gachí morena
y ha de ser mi mujer.

Ha de ser mi mujer
y mi mujer será
esa gachí morena
que la mano me da;
que la mano me da
que la mano me dio
esa gachí morena
y es la que quiero yo,
y es la que quiero yo
y es la que he de querer
esa gachí morena
y ha de ser mi mujer.

JESUCRISTO Y EL ALMA

Jesucristo iba de ronda
a las doce de la noche
vestido de hornillas blancas
pañuelos de mil colores.

A la puerta llega el alma
el alma no me responde
respóndeme alma mía
que por ti he de ser hombre
que por ti he de pasar
las tinieblas esta noche.

Jesucristo las pasó
con una cruz bien pesada
en el medio del monumento
tres veces se arrodillaba.

Hacia la mano derecha
había una corona hecha
en medio de la corona
había un cordero sangrando
¿dónde caía la sangre?
caía en un cáliz dorado
el hombre que la bebiere
será bienaventurado
en este mundo será rey
y en el otro coronado.

El que esta oración dijese
todos los viernes del año
sacará un ánima de pena
y la suya del pecado.

El que la sabe y no la dice
Jesucristo le maldice
el que la oye y no la aprende
Jesucristo le reprende
para el día del juicio final
verá lo que le sucede.

DE FRANCIA VENGO

De Francia vengo señores
de por hilo portugués
y en el camino me han dicho
cuántas hijas tiene usted.

-Que tenga las que yo tenga
qué cuidado se le da a usted
que del pan que yo comiera
la corteza les daré.

-Yo me voy muy enojado
a los palacios del rey
a contárselo a la reina
a la reina Doña Inés.

-Vuelva, vuelva, caballero,
no sea tan de escoger
que de cien hijas que tengo
la mejor doy a escoger.

-Escojo a ésta por hermosa
que me parece una rosa
que me parece un clavel
acabado de nacer.

-Lo que le pido señor
que me trate usted bien.

-Bien será tratada ella
en silla de oro sentada
bordando paños al rey
con correas en la mano
y un caramelo en la boca
a las horas de comer.

POR EL VINO

Por el vino perdí el pelo
y me llaman la despelona
¡ay de mí!, que por el vino
que por el vino me veo así.

Por el vino perdí las cejas
y me llaman la descejada
la despelona, ¡ay de mí!
que por el vino, que por el vino me veo así.

Por el vino perdí los ojos
y me llaman la desojada
la descejada, la despelona, ¡ay de mí!
que por el vino, que por el vino me veo así.

nariz desnacizada
labios deslabiada
orejas desorejada
lengua deslenguada
tetas destetada
culo. desculada

MI TIO ANTON

Ayer fui a la huerta
de mi tío Antón
cogí un pepinito
y me dio un bofetón,
por más que corría
mi tío volaba
caray con mi tío
qué tortas me daba.

LA NIÑA MIMOSA

La niña mimosa
sentada en la mesa
haciéndola cositas
mamá su queca.
El pan está duro
la sopa está seca
no quiero garbanzos
no quiero lentejas.
Se levanta el padre
con mucha obediencia
y dice fuera de pamplinas
estas son lentejas
si quieres las comes
y si no las dejas.

MI ABUELA TENIA UN PERAL

Mi abuela tiene un peral
que cría las peras finas
y en la rama más alta
criaba una tortolita.

Por el ala echaba sangre
y por el pico decía
tontas son las mujeres
que de los hombres se fían.

A los hombres garrotazos
y a las mujeres rosquillas
y a los chicos de este pueblo
un platito de natillas
de las que cagan los perros
por las calles de Sevilla.

TENGO UNA MUÑECA

Tengo una muñeca vestida de azul
con su camisita y su canesú,
la saqué a paseo se me constipó
la tengo en la cama con mucho dolor.
He llamado al médico no quiso venir
pobrecita niña se me va a morir.
Le he vuelto a llamar y me recetó
unas papeletas de polvos de arroz.
Dos y dos son cuatro, cuatro y dos son seis
seis y dos son ocho y ocho dieciséis,
y ocho veinticuatro y ocho treinta y dos
ánimas benditas me arrodillo yo.

____________
(1) Joaquín Díaz en los dos tomos de Temas Infantiles editados por el Centro Castellano de Estudios Folklóricos, Valladolid, 1981-82, realiza una recopilación, estudio y clasificación de cada uno de los doscientos temas infantiles. Las edades de los informantes están comprendidas entre los seis y los ochenta y tres años.

(2) En el volumen V del Catálogo Folklórico de la Provincia de Valladolid, de J. Delfín Val, Luis Díaz y Joaquín Díaz se incluye en apéndice alguna de las canciones ahora presentadas.