Si desea contactar con la Revista de Foklore puede hacerlo desde la sección de contacto de la Fundación Joaquín Díaz >

Búsqueda por: autor, título, año o número de revista *
* Es válido cualquier término del nombre/apellido del autor, del título del artículo y del número de revista o año.

Impresos populares del siglo XIX. Ventalls. II.- Las hojas filipinas de Miguel Sala y su producción (continuación)

MARTINEZ GONZALEZ, Jesús María

Publicado en el año 2014 en la Revista de Folklore número 392.

Esta visualización es solo del texto del artículo.
Puede descargarse el artículo completo en formato PDF desde la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

Revista de Folklore número 392 en formato PDF >

Los últimos números de la revista están disponibles en el servidor de la Fundación Joaquín Díaz >


< Viene de

25.- HÉROE (EL) DEL NIÁGARA = BLONDIN (1863)

Acciones de este famoso funambulista de la época.

El héroe del Niágara. Grabado de Noguera (9,8 × 12,3 cm). El equilibrista camina sobre zancos por una cuerda tendida sobre las cataratas del Niágara. El texto, enmarcado con orla tipográfica (tipo 12), a dos columnas, versificado. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1863.

Blondin. Grabado de Noguera (9,8 × 12 cm). Blondin hace equilibrios sobre una silla apoyada en un cable o cuerda tendida entre los extremos de la plaza de toros de Barcelona. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 20), a dos columnas y versificado. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7. Tamaño total del pliego: 21,6 × 31,4 cm. En el lateral derecho está manuscrito el texto: Presentado 19 de Junio 1863, y debajo la firma de Miguel Sala (AHCB/Inv. n.º 109). Esta misma disposición de las hojas se mantendrá en la edición de 1865, con orlas tipográficas en ambas hojas del tipo 2 (AHCB/Inv. n.º 110).

Textos:

BLONDIN (izquierda)

De su fama precedido, No tiene comparación,

Que todo el mundo pregona, Pues es cosa nunca vista

Blondin llega a Barcelona: Lo que ejecuta el artista,

Sea en ella bien venido. Pues oprime el corazón.

A trabajar atrevido ¿Quién no aplaude con tesón

Se dispone en nuestra plaza, Y quién no se maravilla,

Y en ella aplausos sin tasa Cuando en una débil silla

De fijo cuenta alcanzar, En la maroma apoyada,

Pues siempre se hace admirar Deja su fama sentada

Cuando la maroma pasa. En Barcelona y Castilla?

EL HÉROE DEL NIÁGARA

Es el siglo diez y nueve Con los zancos en los pies

El siglo de los artistas; Empuñando el balancín,

¡Cuántas cosas nunca vistas! Pasa el inmortal Blondin

Brilla más quien más se atreve; Todo el Niágara al través.

Hay artista que conmueve Si bien muy profundo es

Por las suertes de que ejecuta; Y atronador su ruido,

Pero nadie sin disputa Con el balancín cogido

A Blondin puede eclipsar, Y en su maroma montado,

Pues a su lado ha de quedar Todo el río ha atravesado

En forma muy diminuta. El funámbulo atrevido.

En las siguientes ediciones, se han documentado tres más, se cambiará y mantendrá el sentido de las hojas: a la izquierda Blondin y a la derecha El héroe del Niágara. La primera de ellas es de 1866 (AHCB/Inv. n.º 77); la segunda, de 1974 con orlas del tipo 15 e igual pie en ambas hojas: Barcelona.- Se vende en casa Miguel Sala, calle de Copons, 7.- 1874. (AHCB/Inv. n.º 78), y la tercera, de 1875 o posterior (fig. 22) con los pies: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 (izquierda) y Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 (derecha) (CPA).

La presencia de Blondin en Barcelona también se recogería en una hoja de abanico de la imprenta Llorens (AHCB/Inv. n.º 154).

El entonces famoso y reconocido equilibrista francés Jean François Gravelet-Blondin presentó su espectáculo en la plaza de toros del Torín en la Barceloneta en la primavera de 1863, anunciándose como «El héroe del Niágara, el rey de la maroma», ya que cuatro años antes, en 1859, había realizado su hazaña más sonada al cruzar sobre un cable las cataratas del Niágara de todas las maneras posibles. La actuación tuvo un gran éxito causando sensación entre los barceloneses[17].

26.- JUAN SOLTERO = JUAN CASADO (1863)

Advertencia sobre lo importante que es la buena elección de una esposa.

Juan soltero. Grabado de Noguera (9,6 × 11,8 cm). Un joven medita sentado en una silla ante una joven mujer de pie. El texto, enmarcado con orla tipográfica (tipo 7), versificado y a dos columnas, comienza: Mira, Juan, con quien te casas, / Escoge la esposa buena, / O del purgatorio la pena / En este mundo ya pasas […]. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1863.

Juan casado. Grabado de Noguera (9,4 × 12 cm). En la escena, el mismo joven cuelga vestidos de niña en la pared mientras la mujer charla detrás del mostrador con un hombre mayor sentado delante de ella. El texto, enmarcado en orla tipográfica tipo 4, versificado y a dos columnas, comienza: Ves, Juan, lo que decía, / Poco has sabido escoger, / Y hoy el fruto has de coger / De tu gran majadería […]. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7. El tamaño total del pliego es de 23,1 × 31,5 cm. Arriba, entre ambas hojas, hay manuscrito el texto: Presentado 19 y Junio 1863 y debajo la firma manuscrita de Miguel Sala (AHCB/Inv. n.º 125).

Se localizan tres ediciones más: una de 1866 (CDCPT/VEN-0302), otra de 1870 (BC/Ro 195 B) y la tercera de 1875 o posterior, con los pies: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 y Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y casa Prat, Fustería, 6 para la izquierda y derecha respectivamente (CPA).

27.- JUAN TENORIO = JUAN TENORIO (1872)

Juan Tenorio. Grabado de Noguera (10 × 12,5 cm). D. Juan lleva en brazos a Inés ante la mirada de una mujer mayor con una vela. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 2), versificado y a dos columnas, comienza: D. Juan Tenorio el burlador, / Como Sevilla, le llama, / De una bella y noble dama, / Fue el diablo tentador […]. En el pie: Barcelona.- Se vende en casa Miguel Sala, calle Copons, 7.- 1872.

Juan Tenorio. Grabado de Noguera (firma distinta) (10 × 12,7 cm). D. Juan, semiarrodillado, declarando su amor a Inés. El texto, con orla del tipo 2, versificado y a dos columnas, comienza: Ay Tenorio de mi vida, / Mi debilidad respeta […]. Lleva el mismo pie que la hoja anterior. Tamaño total del pliego: 22,1 × 29,8 cm (AHCB/Inv. n.º 680).

De este par de hojas se ha documentado una edición anterior, de 1868, pero sin títulos; y, aunque textos y dibujos son los mismos que los referidos, los pies son distintos: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1868 y Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7 (AHCB/Inv. n.º 128).

En otra edición de 1875 o posterior, en el que su título aparece como D. Juan Tenorio, las hojas se han cambiado de lugar y llevan los pies: Barcelona.- Véndese en casa Miguel Sala, calle Baja de S. Pedro, 29 y Riera de S. Juan, 7 y Véndese en casa Miguel Sala, calle Baja de S. Pedro, 29 y casa P. Prat, Fustería, 6 (CPA).

28.- JULIETA = ROMEO (s. a. 1875 o post.)

Dos escenas de la obra Romeo y Julieta.

Julieta. Grabado de Noguera (N.) (10 × 12,5 cm). En una habitación, Romeo besa la mano de Julieta. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 5), versificado y a dos columnas comienza: Bendiga Dios el instante / En que postrado a tus pies […]. En el pie: Barcelona.- Véndese en casa Miguel Sala, calle Baja de S. Pedro, 29 y Riera de S. Juan, 7.

Romeo. Grabado de Noguera (N.) (10 x 12 cm). Los dos amantes abandonan en una góndola el palacio bajo la luna llena. El texto, enmarcado en la misma orla tipográfica que la anterior, versificado y a dos columnas, comienza: De un padre la crueldad / Obliga a los amantes […]. En el pie: Véndese en casa M. Sala, calle Baja S. Pedro, 29 y casa P. Prat, Fustería, 6 (fig. 23). Tamaño total del pliego: 21,4 × 30,5 cm (CPA).

29.- LANGOSTAS (LAS) LIBRE-CAMBISTAS = MANIFESTACIÓN PROTECCIONISTA (1869)

Alegato contra el decreto de libre cambio y los libre cambistas.

Las langostas libre-cambistas. Dibujo y grabado anónimos (9,7 × 11,5 cm). En el centro, un ministro (Figuerola) exhibe un decreto de libre cambio a otros dos personajes que llevan en sus manos abultadas bolsas de dinero en actitud de entregárselo. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 7), versificado y a dos columnas. En el pie: Barcelona. Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, 7.- 1869.

Manifestación proteccionista. Dibujo y grabado anónimos (9,8 × 11,7 cm). Un numeroso grupo de hombres y mujeres de distinta condición social marchan en manifestación por la calle llevando estandartes con frases reivindicativas. El texto, con orla tipográfica tipo 7, versificado y a dos columnas. Pie idéntico al anterior. Tamaño total del pliego: 21,1 × 31,5 cm (BC/Ro 200 B). Esta misma edición también se imprimió en papel de color amarillo pálido (AHCB/Inv. n.º 621).

Textos:

LAS LANGOSTAS LIBRE-CAMBISTAS

Que son muchos más Sucedió que un día

Los consumidores, Que en sazón estaba,

Nos dijo un ministro El trigo y la cebada

que los productores, Ostentando el grano,

Y yo digo más, Vino de improviso

Que son más del doble. Una horrible plaga,

Puesto que consume De grandes langostas

Todo ser que come, Y todo lo tragan.

En España habrá Juntándose el pueblo,

Millón de millones, Las langostas mata,

Bípedos, cuadrúpedos, Y el colono arregla

Reptiles, langostas. La tierra del campo.

Ahora probando Como queda pobre,

Quienes son mejores, Sin pan y sin cuartos

Contaré yo un cuento No puede pagar

Que viene de molde, Al dueño del campo.

Y escoja el ministro Puesto que los campos

Entre unos y otros. Son los productores,

En una pradera Y son las langostas

Había unos campos, Los consumidores;

Que daban al año Escoja el ministro

Frutos abundantes. Entre unos y otros.

MANIFESTACIÓN PROTECCIONISTA

Los libre-cambistas Los consumidores

Hoy nos amenazan, Si nada trabajan

Con dejar a todos Y nada producen,

Cruzados de brazos. O son holgazanes,

Abriendo las puertas O bien son rentistas,

Al género extraño. O son empleados,

Por eso nosotros, Que los productores

Los que hoy pagamos, Producen sus pagas.

Los que hoy producimos, El grandioso día

Les manifestamos, Veinte y uno de marzo,

Que sólo pedimos, Que los productores

Vivir del trabajo. Les manifestamos

Si del extranjero Ciento veinte mil

Por ser más baratos Con sus estandartes,

Vinieran los granos, Que no toleramos

Las telas, los paños, Venga el libre-cambio.

Sin ganar un cuarto Fue un día de gloria

¿Con qué los compramos? Que dimos a España,

Si no producimos, El centro de industria

Si no trabajamos, De los catalanes.

Vendrá la miseria… Pues con la miseria

Y no lo toleramos, No queremos tratos,

Porque no queremos Juremos unidos

Morirnos de hambre. Guerra al libre-cambio.

Hay una edición de 1872 en la que se ha cambiado el sentido de las hojas (AHCB/Inv. n.º 631) y otra de 1875 o posterior (fig. 24) que mantiene este mismo cambio con los pies: Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y casa Prat, Fustería, 6 (izquierda) y Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 (derecha) (CPA).

La primera de las hojas se refiere al conocido como arancel Figuerola, promulgado en 1869 y con el que se pretendía la modernización de la industria manufacturera española al abaratar la introducción de materias primas y maquinaria, avivando, a su vez, la competencia como estímulo para el desarrollo. En Cataluña, el arancel tuvo una fuerte oposición, especialmente a su base quinta (períodos y porcentajes de aplicación). Lo cierto fue que, durante los años 70 y 80, la economía española, y especialmente una parte de la industria catalana, pasarían por un período de intenso crecimiento que se atribuye al arancel y a la obra reformista de Figuerola[18].

La contestación que el arancel provocó en Cataluña, principalmente en Barcelona, se concretó en una gran manifestación proteccionista celebrada en marzo de ese año, en la que participarían personas de muy distinta procedencia y condición: fabricantes, obreros, monárquicos, liberales, etc., manifestación que es recogida en la segunda de las hojas[19].

30.- LO QUE VALE = EL FELIZ HALLAZGO (1855)

Lo que vale. Dibujo y grabado anónimos (10,5 × 13,4 cm). A la derecha, un grupo de hombres con una banderola en la que hay escrito Dios nos asista; a su lado, tres mujeres, y a la derecha, un montón de pequeños sacos con dinero. El texto, versificado a una columna y con orla tipográfica del tipo 13, con el pie: Barcelona. Imp. de J. Tauló.- 1855.

El feliz hallazgo. Dibujo y grabado anónimos (10,8 × 12,8 cm). Dos grupos de hombres extrañamente vestidos y con gorro puntiagudo trabajan la tierra mientras sobre ellos vuelan animales fantásticos. Texto versificado a una columna con orla tipo 12. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. En la parte inferior, la fecha manuscrita de 2 junio 1855 y, junto a ella, un sello. Tamaño total del pliego: 22, 4 × 31,5 cm (AHCB/Inv. n.º 555).

Textos:

LO QUE VALE

En todas las pretensiones

Se juzga ya conveniente

Y en extremo convincente

Mozas, gritos o doblones

Si faltasen las razones.

Mozas, doblones y gritos,

Ellos son medios malditos,

Gritos, doblones y mozas,

Mas según con quien te rozas

Dan resultados bonitos.

Con gritos, mozas o duros

De todo empeño se salen

Y siendo medios seguros,

Ya nadie duda que valen.

EL FELIZ HALLAZGO

Desde que los ineptos jacobinos

El mundo alborotaron voceando,

La libertad y la igualdad buscando,

Se cometen por ella desatinos,

Se encuentra sí, aumento de destinos;

La libertad la gozan unos pocos

Al pueblo cual a niño le hacen cocos,

Y el problema resuelven en verdad

Encontrando en la tierra la igualdad,

Cual siete plagas esos siete locos.

De la segunda hoja (El feliz hallazgo) se localiza una edición de 1874 (fig. 25) (CPA).

31.- LUCHA (LA) DE PEROY = PEROY (1859)

Dos escenas taurinas del torero catalán Peroy. De la primera hoja (La lucha de Peroy) se conoce una edición de 1859 (Barcelona: Imp. del Heredero de José Gorgas, plaza de la Lana.- 1859) que se encuentra pegada a Toros en casa en una asociación forzada pero que, evidentemente, no es la original (CDCPT/VEN-0402) y que sí son, y en este orden, las que se encuentran en una edición de 1866.

La lucha de Peroy. Grabado de Noguera (9,8 × 13,3 cm). El torero, Peroy, sujeta por los cuernos embolados a un toro mientras otro le echa un capote. El texto a dos columnas, versificado y con orla tipográfica del tipo 3 (las dos hojas son iguales). En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7.

Peroy. Grabado de Noguera (9,5 × 12,7 cm). Peroy estoqueando a un toro. Texto a dos columnas, versificado, enmarcado en orla tipográfica tipo 3. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866. Tamaño total del pliego: 22 × 31,6 cm (AHCB/Inv. n.º 111).

Textos:

LA LUCHA DE PEROY

Sin más armas que el valor Suerte que requiere tino,

Sale Peroy a la plaza, Buen puño y serenidad,

Y con la fiera se abraza, La que admira en realidad

La que brama de furor: Al francés y al vizcaíno

La sujeta con primor Es esta, según opino:

Humillando su fiereza, ¿No admiras con qué presteza

Y es de ver con que presteza Con qué sal y gentileza

Lo ejecuta el catalán, Se bate este catalán?

A quien aplaudiendo están Pues aplaude con afán

por su extrema gentileza. Del torero la destreza.

PEROY

Ved aquí a Peroy, torero, Es Peroy, ese buen diestro,

Que recuerda la destreza, Que hace tiempo que la fama,

El aplomo y la certeza Rey de los chulos le aclama,

Del insigne Chiclanero: Que en lidiar es un maestro;

Vedle afable y placentero Y ya que es paisano nuestro

Bien apuesto y muy garboso, Y por su arrojo y postura,

Esperando que furioso Su gracia y su donosura

Salga el toro del redil, A doquier vivas recauda,

Que es para él un zascandil Es muy justo se le aplauda

O un muchacho revoltoso. Do pasó su infancia pura.

En una edición posterior de 1868, se cambia el sentido de las hojas: Peroy a la izquierda y La lucha de Peroy a la derecha (AHCB/Inv. n.º 112), colocación que se mantendrá en otra de 1870 (BC/Ro 202 B). También se editaría posteriormente, en 1872, asociada a Ang sugador (texto en tagalo) (CDCPT/VEN-0264), como se ha visto en el apartado anterior.

De 1860 es una edición modificada, ya que la izquierda presenta un dibujo nuevo de Noguera (10,9 × 13,2 cm) en el que se muestra a Peroy de pie, en la plaza (fig. 26), pero al que se hace acompañar por el texto de Peroy del par anterior (entrando a estoquear). En el pie: Se halla de venta en casa de Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. La hoja derecha es La lucha de Peroy, con el pie: Barcelona.- Imp. del Heredero de José Gorgas, plaza de la Lana.- 1860. Tamaño del pliego: 22,5 × 31,4 cm (AHCB/Inv. n.º 114).

Este torero también aparecerá recogido en una hoja de abanico de la imprenta de Llorens con el título de PEROY rindiendo el toro a sus pies (AHCB/Inv. n.º 181).

Pedro Aixelá y Torner Peroy, nacido en Torredembarra (Tarragona) en 1824, es considerado como el primer torero catalán. Descubierto para la tauromaquia por el Chiclanero, cambiará su profesión de carretero por la de torero tomando la alternativa en Barcelona de manos de Julián Casas, el Salmanquino, el 12 de junio de 1864, alternando después en otras plazas de primera con los diestros más famosos de su tiempo. Entre sus habilidades estaban el salto de la garrocha y mancornar a los toros, esto es: poner a un novillo o toro con los cuernos fijos en la tierra para que no pueda moverse, acción que ejecutaba frecuentemente con toros embolados, tal y como se recoge en la primera hoja, asombrando por su valor y destreza. Murió en marzo de 1892.

32.- LLANTO (EL) DE LA VIUDA = CAMBIO DE PAPELES (1866)

Consideraciones sobre la joven viuda.

El llanto de la viuda. Grabado de Noguera (10 × 13 cm). Dos mujeres consuelan a la joven viuda ante su marido yacente. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 12), a dos columnas y versificado comienza: Triste de mí, desdichada, / ¡ay! Que ha muerto mi Pascual, / de lágrimas un raudal / lloraré desventurada […]. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866.

Cambio de papeles. Grabado de Noguera (10 × 13 cm). La joven viuda pasea de luto entre la gente, cortejada por dos hombres. El texto, enmarcado en la misma orla tipográfica que el anterior, versificado y a dos columnas, comienza: Quince días transcurridos / de la muerte de Pascual, / ya tenemos a la viuda / en estado natural […]. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7 (fig. 27). Tamaño total del pliego: 22,4 × 30,7 cm (CPA).

33.- MATRIMONIO DEL DÍA = MATRIMONIO FELIZ (1862)

Contraposición entre dos tipos de matrimonios del momento.

Matrimonio del día. Grabado de Noguera (9,4 × 12,8 cm). Una plácida escena en el salón de la casa, alrededor del brasero; la mujer hace punto y el marido lee plácidamente un libro. El texto, enmarcado por una orla tipográfica del tipo 3, versificado y a dos columnas, comienza: Vamos no gruñas Lolita, / Tu ama te dará un chocho, / Una rosquilla, un bizcocho […]. En el pie: Barcelona.- Imp. De Roberto Torres.- 1862[20].

Matrimonio feliz. Grabado de Noguera (9,3 × 12,8 cm). La escena representa una familia humilde: una mujer cose, otra amamanta a un bebé, un adulto juega con un niño y un grupo de otros cinco juegan o pelean alrededor de ellos. El texto, enmarcado en la misma orla tipográfica anterior, versificado y a dos columnas. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7. Tamaño total del pliego: 21,5 × 31,6 cm (CDCPT/VEN-0346).

Texto:

MATRIMONIO FELIZ

Como llovidos del cielo Dónde están los hombres ricos,

Vengan hijos, mi Juliana, Que tengan tanto caudal,

Con su bulla y su jarana, Que se iguale al capital,

Veo cumplido mi anhelo; Que representan mis hijos;

Del trabajo me consuelo, Con sus desvelos prolijos

Pensando llegará el día, En amontonar riqueza,

Que en buena paz y armonía, Sus palacios, su grandeza,

Siguiendo nuestros consejos, Ninguno hay tan dichoso,

Viéndonos pobres y viejos, Cual yo contento y gozoso,

Nos cuidarán a porfía. Con mis hijos y pobreza.

De este par de hojas se han documentado dos ediciones más. La primera es de 1858 y con el pie: Imp. de José Torrás, calle de la Canuda, n.º 27.= 1858, y, aunque se encuentran pegadas entre sí, no se trata de un par original (CDCPT/VEN-0354). La segunda es de 1875 o posterior, con los pies: Barcelona.- Véndese en casa Miguel Sala, Baja de S. Pedro, 29 y Riera de S. Juan, 7 y Véndese en casa de Miguel Sala, calle Baja de S. Pedro, 29 y casa P. Prat, Fustería, 6 (CPA).

34.- NECESIDADES HUMANAS = SIN TÍTULO (1855)

Determinismo simplista de la diferente condición del hombre y la mujer.

Necesidades humanas. Dibujo y grabado anónimos (8,9 × 12,2 cm). A la derecha, dos mujeres, una mayor y otra joven embarazada; a la izquierda, un barbero afeita a un hombre sentado. El texto, enmarcado por orla tipográfica (tipo 13), a dos y una columna, versificado. En el pie: Barcelona Imp. de J. Tauló.- 1855.

Sin título. Orla tipográfica (tipo 13) enmarcando dibujo y texto (18,2 × 12 cm). Dibujo y grabado anónimos de un hombre caricaturizado con una gran nariz sobre la que cabalga otro mucho más pequeño con un látigo en la mano y la palabra PROGRESO saliendo de su boca. Del faldón de su levita asoman otros tres hombrecillos más, junto a los cuales se colocan las palabras REALISTA, REPÚBLICA, PULACO. El texto, versificado a una y dos columnas comienza: El progreso intelectual / De fijo está en la cabeza / Y así no será rareza / Que esté en mi nariz formal […]. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. Abajo, en el espacio en blanco entre ambas hojas, hay estampado un sello ovalado con la leyenda: PROMOTORÍA FISCAL-DISTRITO DE SN. PEDRO, y en el interior: JUZGdo DE 1ª Yª. A su lado, y manuscrito en tinta negra: 28 de junio de 1855 (fig. 28). Tamaño total del pliego: 22,4 × 29,8 cm (CPA).

Texto:

NECESIDADES HUMANAS

Cachaza tienes, Perico! Esto ya pasa de vicio,

Déjale ahora al barbero Colasa, no te lamentes,

¿No estás viendo que primero Que esta vez aunque revientes

Has de recibir al chico? El barbero hará su oficio,

Que estés para mí un ratico Consúmase el sacrificio,

Es lo que ahora te pido, Déjate ya de gemir

Que en este lance, marido, Que esta vez no he de venir;

Conmigo quiero tenerte Bien te puedes arreglar

Para luchar con la muerte Que me tengo de afeitar

Hasta que haya parido. Mujer si tú has de parir.

No lejos tenéis que ir

Si igualdad queréis hallar,

La mujer ha de parir

Y el hombre se ha de afeitar.

La segunda hoja (Sin título) aparece asociada a Chatos y narigudos, aunque en esta se han suprimido las palabras que acompañan a los hombrecillos que van sobre el personaje central (CPA).

35.- NO MÁS PULGAS = ¡QUÉ BULLANGA! (1861)

Diatriba humorística contra las pulgas y otros insectos molestos a los que promete eliminar el insecticida VICAT, y rebelión de estos contra él.

No más pulgas. Grabado de Noguera (10 × 13,2 cm). El vendedor del insecticida enseña el frasco a la entrada de su establecimiento a un grupo de hombres y mujeres a los que molestan los insectos. El texto, versificado, a dos columnas y con orla tipográfica (tipo 15) comienza: Malas pulgas, qué tormento, / Todo el día estoy cazando […]. En el pie: Se halla de venta en casa de Miguel Sala calle de Copons, n.º 7.

¡Qué bullanga! El inventor echando aquí y allá el insecticida a una legión de insectos que le rodean por todas partes. Texto a dos columnas, con idéntica orla. En el pie: Barcelona: Imp. del Heredero de José Gorgas, plaza de la Lana.- 1861 (fig. 29). Tamaño total del pliego: 22 × 30,5 cm (CPCP/VEN-0136).

Texto:

¡QUÉ BULLANGA!

Al ver tanta destrucción, Empuñad las armas

Por los polvos perseguidos, Pulgas y mosquitos.

Van saliendo de sus nidos _

En horrible confusión Hormigas, arañas,

Los insectos atrevidos. Pulga[o]nes y mitos,

VICAT: por insecticida Pelead valientes

Hoy probarás nuestra saña, Junto a los mosquitos.

Desde la pulga a la araña, No falten los grillos,

Acabarán con tu vida Los abejorritos,

En ruda y cruel campaña. Pues que son valientes

Con azadones armados, Como los mosquitos.

Con espadas y fusiles, Volad, mariposas,

Cual venenosos reptiles, Volad, tabanitos,

Por el tambor convocados Moscas, moscardones,

Vendrán insectos a miles. Junto a los mosquitos.

Cada cual a su manera, Unidos marchemos

Peleando con furor, Contra el inventor,

Para alentar su valor Que de nuestras razas

Canta esta canción guerrera, Se hace destructor.

Con bélico tambor. -Poco importa, insectos,

_ Vuestra rebelión,

Al son de los tambores Si ha jurado VICAT

Cornetas y pitos, Vuestra destrucción.

Hay otra edición de 1866 a la que se ha cambiado el sentido de las hojas (AHCB/Inv. n.º 84).

36.- NUEVO (EL) AMOR. Americana = EL ÚLTIMO ADIÓS. Americana (1870)

El nuevo amor. Dibujo y grabado anónimos (9,5 × 12,2 cm). Un hombre toca la guitarra delante de una ventana en la que se encuentra una mujer con un abanico. El texto, enmarcado en orla tipográfica del tipo 13, a dos columnas y versificado, comienza: Escucha hermosa / Sal de la reja, / Oye la queja, / De este cantor […]. En el pie: Barcelona.- Se vende en casa Miguel Sala, calle Copons, 7.- 1870.

El último adiós. Dibujo y grabado anónimos (9 × 11,8 cm). El marino se despide de la esposa antes de embarcar; la escena, en el puerto. El texto, versificado a dos columnas y con idéntica orla a la anterior, comienza: Amor te juro / Firme y constante […]. En el pie: Barcelona.- Se vende en casa Miguel Sala, calle Copons, 7.- 1870. Tamaño total del pliego: 21,9 × 31,3 cm (BC/Ro 201 B).

De la primera hoja (El nuevo amor), se tiene una hoja suelta de otra edición de 1875 o posterior, con el pie: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja de S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 (CPA).

37.- PODER DEL AMOR – LOS ESPOSOS = LA GITANA – ¡CHACHIPÉ! (1871)

Poder del amor. Dibujo anónimo (9 × 5,9 cm) en el que se representa a un hombre y una mujer sentados en un banco entre la espesura. El texto, versificado y en una columna.

Los esposos. Dibujo y grabado anónimos de un hombre y una mujer paseando en una barca de vela a la luz de la luna (9 × 6 cm). Texto versificado en una columna, enmarcado con el anterior por una orla tipográfica del tipo 12. En el pie: Barcelona.- Se vende en casa Miguel Sala, calle de Copons, 7.- 1871.

En la hoja de la derecha: La gitana. Dibujo y grabado anónimos de un hombre y una mujer bailando. Texto en una columna y versificado que comienza: Tengo yo una moza / Que es de cailá […].

¡Chachipé! En el dibujo, anónimo, otra pareja de baile. Texto en una columna, versificado, con orla tipográfica tipo 23, que comienza: Viva la sal de Sevilla / Bailando una seguidilla […]. En el pie: Barcelona. Se vende en casa Miguel Sala, calle de Copons, 7.- 1871. Tamaño total del pliego: 21,7 × 30, 2 cm (AHCB/Inv. n.º 657).

Estas cuatro composiciones de grabados y textos se imprimirían después por separado en cuatro pares de hojas distintas:

PODER DEL AMOR (s. a.). Dos hojas. En la de la izquierda, solo el texto con el título, en el centro de la hoja y sin enmarcar por ningún tipo de orla tipográfica; en el pie: Barcelona. Por Miguel Sala, calle Copons, 7. En la hoja derecha, solo el dibujo en el centro y con el mismo título debajo (BC/Ro 214 B).

ESPOSOS (LOS) (s. a.). Dos hojas. En la de la izquierda, solo la ilustración en el centro de la misma y, en la derecha, el texto y el pie (solo uno y debajo del texto): Barcelona. Por Miguel Sala, calle de Copons, 7 (BC/Ro 211 B).

LA GITANA (s. a.). En la hoja de la izquierda, solo el texto, y, debajo de él, el pie: Barcelona. Por Miguel Sala, calle Copons, 7. En la hoja de la derecha, en el centro, el dibujo con su título (BC/Ro 212 B).

¡CHACHIPÉ! Al igual que la anterior, se trata de un único dibujo colocado en la hoja izquierda, en el centro de la misma, sin ningún tipo de orla y solo el título debajo de él, sin pie, que sí se encuentra en la derecha debajo del texto: Barcelona. Por Miguel Sala, Copons, 7 (AHCB/Inv. n.º 702).

Textos:

PODER DEL AMOR

Del bosque en la soledad,

Donde canta el ruiseñor;

Se juran constante amor

Y eterna fidelidad,

La vasalla y el señor.

Que el amor es justiciero,

Con reyes y cortesanos;

No hay señores ni villanos,

Desde el noble hasta el pechero,

Por él todos son hermanos:

Si todo lo iguala el amor,

El amor es la igualdad;

Por toda la humanidad

No hay plebeyo ni señor,

Donde reina la verdad.

LOS ESPOSOS

En noche hermosa y serena

Que la luna resplandece,

Sobre las aguas se mece

La góndola sin igual;

Del Guadalquivir famoso

Abandonando a Sevilla,

Corta las aguas la quilla

Hacia el castillo feudal.

Y el señor de noble alcurnia

Junto a su noble esposa,

Contempla su faz hermosa

De belleza angelical;

Dueño ya de tantas gracias

Bendiciendo su ventura,

Amor constante le jura,

Eterno, noble y leal.

Los cuatro dibujos de esta hoja se editarán como hojas para abanicos infantiles (fig. 30a y 30b).

38.- POLÍTICOS FARSANTES (LOS) = EL BURRO RESPETADO (1855)

Los políticos farsantes. Grabado anónimo (Noguera?). En el centro, una estatua en alto pedestal de la que parten cuerdas que llegan a la boca de un numeroso grupo de hombres que hay a su alrededor. El texto, enmarcado en orla tipográfica, versificado y a dos columnas.

El burro respetado. Dibujo y grabado anónimos (10,7 × 12,9). Un grupo de hombres y un niño de rodillas ante un burro. El texto, enmarcado en una orla del tipo 13, versificado y a dos columnas, comienza: Libertad de Religión, / Libertad de conciencia / Proclama la nueva ciencia / A la española Nación […]. En el pie: Barcelona. Imp. de J. Tauló.- 1855 (fig. 31). Tamaño total del pliego: 21,9 × 31,4 cm. Papel blanco (AHCB/Inv. n.º 554).

Texto:

POLÍTICOS FARSANTES

Los políticos de oficio De aquí el que con frecuencia

No adoran a ningún rey, Se tome por patriotismo,

Que en oro de buena ley Lo que hipócrita egoísmo,

No les pague el sacrificio: Es tan sólo en buena ciencia.

Trabajan a beneficio ¡Cuánto engaña la apariencia!

De su panza o barrigón; ¡Cuánto puede la ficción!

Su política opinión, ¡Y cuántos que lobos son,

Que la misma siempre ha sido, De piel de oveja vestidos,

Es adular al partido, Adulando los partidos

Que puede darles turrón. Comen siempre buen turrón!

En ediciones posteriores se cambiará el título de El burro respetado por Libertad de culto, como así aparecerá en las de 1869 (AHCB/Inv. n.º 659), 1870 (BC/Ro 197 B), 1872 (AHCB/Inv. n.º 624) y 1875 o posterior, con el pie: Véndese en casa de Miguel Sala, calle Baja de S. Pedro, 29 y casa P. Prat, Fustería, 6 (CPA).

39.- PORVENIR DE LA MUJER = NO MÁS GANGA (1867)

Porvenir de la mujer. Grabado de Noguera (10 × 13 cm). Un grupo de tres mujeres bordan en el salón de una casa. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 7), a dos columnas y versificado, comienza: Hora es ya de que en España, / Tengamos bien preparada / La instrucción de la mujer, / Sea soltera o casada […]. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7.

No más ganga. Grabado de Noguera (9,5 × 12 cm). Dos mujeres son atendidas por los dependientes de una tienda de telas. El texto, enmarcado en una orla tipográfica del mismo tipo que la anterior, versificado y a dos columnas, comienza: Mientras la pobre mujer / Que queda desamparada, / No tiene con que pasar […]. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1867. Tamaño del pliego: 21,4 × 31,4 cm (AHCB/sin número de inventario).

Otra edición de 1875 o posterior, con los pies: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 (derecha) y Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 (izquierda) (CPA).

40.- PRETENSIONES DE LAS CASADAS = PRETENSIONES DE LOS MARICAS

Ver apartado siguiente.

41.- ¡QUÉ DESENGAÑO! = ¡CUÁNTO OCULTA EL MIRIÑAQUE! (1859)

Crítica contra el uso del miriñaque como atuendo femenino.

¡Qué desengaño! Grabado de Noguera (10 × 14,5 cm). Un hombre contempla admirado el cuerpo escuálido de la mujer tras quitarse el miriñaque. El texto, enmarcado en orla tipográfica tipo 12, versificado y a dos columnas, comienza: Y hubo de hacerse asesino / Para alcanzarla, lector; / ¡Solteros, guerra al amor / Cubierto de estera y lino! […]. En el pie: Barcelona: Imp. del Heredero de José Gorgas, plaza de la Lana, 1859.

¡Cuánto oculta un miriñaque! Grabado de Noguera (12 × 13,3 cm). Metidos dentro del armazón del miriñaque, dos hombres se baten en duelo con espadas. El texto, versificado, a dos columnas y enmarcado con orla tipográfica tipo 4. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7. El tamaño total del pliego es de 22 × 30,1 cm (CPCP/VEN-087).

Hay otras tres ediciones más: la primera (fig. 32) de 1863 (CPA), la segunda de 1865 con las orlas tipográficas tipo 2 en ambas hojas (BC/Ro 204 B) y la tercera de 1866 con las hojas cambiadas de sentido.

42.- QUEVEDO = QUEVEDO (1866)

Quevedo. Grabado de Noguera (9,7 × 13,1 cm). Quevedo, a caballo, levanta la cola al mismo ante una dama que se asoma por la ventana. El texto, versificado, a dos columnas y con orla tipográfica tipo 15, comienza: De Quevedo se ha contado / Tanto lance, tanto chiste […]. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866. Quevedo. Grabado de Noguera (9,9 × 13,8 cm). Quevedo, junto a un rocín rodeado de moscas, hablando con el alguacil del que huyen hombres y mujeres. El texto, versificado, a dos columnas, con orla tipográfica del tipo 7. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7 (fig. 33). Tamaño total del pliego: 22 × 31,7 cm (AHCB/Inv. n.º 121).

Texto:

QUEVEDO

Los bromazos de Quevedo Fuese en casa de un gitano

Pesados habían de ser, Que tenía un mal jumento,

Pues él no se anda en pelillos Viejo, cojo y todo lleno

Como aquí lo vais a ver. De mataduras y ungüento.

La ocasión siempre buscaba Caballero en tal rocín

De poder mortificar Envuelto en moscas a miles,

A las viejas y a las dueñas Deja el Prado más desierto

Sin dejarlas sosegar. Que un enjambre de alguaciles.

También a los ministriles El juez teme de Quevedo

Hacía una guerra atroz, Alguna broma pesada

Tanto, que ellos se espantaban Manda un alguacil al Prado

Tan sólo de oír su voz. Que se ponga de emboscada.

Hizo un día con un juez Este que vio el alboroto

Una apuesta singular De las damas por huir

Y es que a las damas al Prado De fijo pensó, Quevedo

No dejaría pasear. Es el que anda por aquí.

Poniendo por condición, Lo ve y le embiste diciendo,

Que nada las va a decir Que es lo que hace V. ahí?

Y que tan sólo con verle No ve V. que las señoras

Ellas habían de huir. Tal asco no han de sufrir?

Quevedo ha discurrido Salga V. con el jumento

Como la apuesta ganar, Si no daré parte al juez,

El medio es más que sucio Parte! ¡ba! Por esta vez

Pero él no ha de cejar. Puede V. dárselo todo.

Hay una edición posterior de 1867 (AHCB/Inv. n.º 120) y otra de 1872, esta con las hojas cambiadas de sentido (AHCB/Inv. n.º 705).

43.- REPÚBLICA FEDERAL = HIMNO FEDERAL, LA MARSELLESA (1873)

República federal. Grabado a plena página de Noguera (14 × 10,6 cm) con la figura alegórica de la República, enmarcado por orla tipográfica del tipo 7.

Himno federal. Dibujo y grabado anónimos de un soldado catalán con fusil y bayoneta calada. El texto, en catalán, a dos columnas, versificado y enmarcado con la misma orla que la anterior, comienza: Lo partid radical volgué a España / Ymposarli un Rey estrangé […]. En el pie: Barcelona.- Se vende en casa Miguel Sala, Copons, 7.= 1873 (fig. 34). Tamaño total del pliego: 21 × 29,2 cm (AHCB/Inv. n.º 667).

44.- REPÚBLICA – MONARQUÍA = LIBERTAD – IGUALDAD – FRATERNIDAD (1869)

República – Monarquía. Dibujos y grabados anónimos de 9,2 × 6 cm y 9,2 × 5,7 cm respectivamente. En el primero, la imagen de la República (mujer con gorro frigio) sobre nubes y, debajo, escena de batalla. El texto, debajo, a una columna y versificado. En el segundo, un trono con corona y cetro hacia el que extienden sus brazos un grupo de políticos; debajo, texto a una columna, versificado. Ambos enmarcados por orla tipográfica del tipo 4. En el pie: Barcelona.- Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7.- 1869.

En la hoja de la derecha: Libertad, Igualdad y Fraternidad. En la ilustración, un grupo de hombres ebrios cogidos del brazo, en primer plano, dos más vestidos con grandes y pequeñas ropas de lujo y, a la derecha, uno más dando un puntapié a otro. Texto en una columna, versificado y enmarcado en la misma orla que la anterior, comienza: La libertad profanando, / Cometiendo devaneos. / Por las calles y paseos, Gritando y alborotando; / Se obtienen gangas y empleos […]. En el pie: Barcelona.- Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7.- 1869 (fig. 35). Tamaño total del pliego: 21,8 × 31,7 cm (CPCP/VEN-0196).

Textos:

REPÚBLICA MONARQUÍA

La República a balazos Restaurado el edificio,

Queréis a España imponer? Con la novísima ley;

Dejad la idea crecer A quién nombraremos Rey?

Sin tiros ni trabucazos: Quién se presta al sacrificio!

Propagad sin cañonazos, Los patrioteros de oficio

No vengáis con barricadas, Presentan sus candidatos,

Con motines ni asonadas, Pero estos son muy sensatos

Que esto asusta al capital Viendo andan divididos

Y a más siempre sale mal Tantos bandos y partidos

Las cosas mal empezadas. Con ellos no quieren tratos.

Porque toda la nación Ya que vemos con frecuencia

Se haga republicana, Que milita el egoísmo,

Vea con ella se hermana, Con capa de patriotismo

El orden, la paz, la unión: Tomemos de ello experiencia:

Nada de fuerza o presión, Nombremos una regencia

Para todos libertad, Que persiga con tesón

Igualdad, fraternidad, Tanta mentira o ficción,

Y la unión entre señores, Que haga respetar la ley

Artistas, trabajadores, Que no ha de faltar un Rey

Será la prosperidad. A la española nación.

Se conocen otras dos ediciones más: una de 1870 con el sentido de las hojas cambiado (BC/Ro 198 B) y otra de 1871 (AHCB/Inv. n.º 625).

45.- SEGUIR LA CORRIENTE = LLANTO DEL VIUDO (1867)

Al igual que se editó una hoja poniendo en solfa el duelo de la joven viuda en El llano de la viuda = Cambio de papeles (1866), esta muestra a su contrario: el viudo.

Seguir la corriente. Grabado de Noguera (10 × 11,7 cm). El viudo se acerca a cortejar a una joven de paseo por la calle. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 4), versificado y a dos columnas, comienza: Por dar curso a la corriente / Y no parecer ridículo, / Ved al viudito cernícalo / Que se pone a pretendiente […]. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7.

Llanto del viudo. Grabado de Noguera (10,3 × 10,9 cm). El viudo, sentado en un sillón del salón, es consolado por dos amigos. El texto, enmarcado en la misma orla tipográfica que la anterior, versificado y a dos columnas. En el pie: Imp. del H. de J. Gorgas.- 1867. El tamaño total del pliego es de 22 × 31,5 cm (CPCP/VEN-0403).

Texto:

LLANTO DEL VIUDO

Si bien es más que sabido Da grima sólo pensarlo,

Que casi siempre es ficción, Los que más se desesperan,

Demostrar grande aflicción Más lloran y vociferan,

Por el bien que se ha perdido: Suelen más pronto olvidarlo:

Debe todo buen marido Lo dicho no hay que dudarlo,

Al morir su cara esposa, Este nuevo jeremías

No pensar en otra cosa Llevó de luto tres días,

Que en buscarla sustituta, El cuarto se acicaló,

Pues él del mundo disfruta Y por la Rambla buscó

Si ella de la gloria goza. Pepas, Juanas o Marías.

De 1869 es una edición en la que se han cambiado el sentido de las hojas (AHCB/Inv. n.º 630), y de 1875 o posterior, otra con los pies: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja de S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 y Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y casa P. Prat, Fustería, 6 (CPA).

46.- SIN TÍTULO = CHATOS Y NARIGUDOS (1866)

Sin título. Esta hoja es la misma que aparece en el par Necesidades humanas = Sin título (1855), aunque aquí el dibujo se ha modificado quitando las palabras que acompañaban a los personajes que van sobre su nariz y asoman por el faldón de su levita y cambiando también su pie, que aquí es: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866.

Chatos y narigudos. Grabado de Noguera (9,3 × 12,6 cm). Un grupo de tres hombres chatos hacen burla a otros tres con grandes narices. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 2), versificado y a dos columnas. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel sala, calle de Copons, núm. 7 (fig. 36). El tamaño total del pliego es de 21,4 × 30,4 cm (CDCPT/VEN-0198).

Texto:

CHATOS Y NARIGUDOS

Siempre ha sido la abundancia —Si bien dormir no podrá

Preferible a la escasez Boca abajo un narigudo,

Pasándolo bien los tres, Porque le estorba ese embudo,

Con nuestra protuberancia: Un beso bien lo dará:

—Ya que con vuestra arrogancia, Además ¿quién negará

Nos provocáis, mentecatos, Sin que por esto me alabe,

Probaremos que los chatos, Que se presenta más grave,

Teniendo menos narices, Un narigudo que un chato,

Somos mucho más felices, Y que conoce en el olfato

Sin ese almacén del olfatos. Si una moza es dura o suave?

—¿Qué dirá el cara de gruta, —Con verla ya se adivina,

Con esa facha tan lisa, Si esa nariz de trompa:

que a todos nos causa risa, No temiendo se me rompa

con su nariz diminuta? Si tropiezo en una esquina.

—Diré, quiero se discuta, Vuestro cacumen no atina

Si dormiréis boca abajo Como transigir el caso;

Sin pasar pena y trabajo; Pues hagamos un traspaso;

Y si podéis dar un beso, Vaya fuera lo que sobre;

Sin que os estorbe el exceso Cada chato un cacho cobre,

De esa nariz de badajo. Y se resuelve este paso.

Se documentan otras dos ediciones: la primera de 1872 (AHCB/Inv. n.º 663) y la segunda de 1875 o posterior en la que solo cambian las orlas tipográficas, que aquí son del tipo 5, y los pies: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 y Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y casa Prat, Fustería, 6 [21](CPA).

47.- SIN TÍTULO = LA HEROÍNA DE GAETA (1866)

Comportamiento de María Sofía, reina de las Dos Sicilias, en la defensa de la fortaleza de Gaeta ante el ataque de los garibaldinos.

Sin título. Grabado de Noguera (9,8 × 13 cm). El rey Fernando en la ciudad de Venencia, rodeado de su ejército. El texto, enmarcado en orla tipográfica tipo 3, a dos columnas, comienza: Al rey desafortunado / De Nápoles no atacó […]. En el pie: Barcelona. Imp. de H. de J. Gorgas.- 1866.

La heroína de Gaeta. Grabado de Noguera (10 × 12,4 cm). La reina dando instrucciones a los soldados para disparar un cañón. El texto, versificado y a dos columnas, enmarcado en orla tipográfica tipo 12. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7 (fig. 37). Tamaño total del pliego: 22 × 31,4 cm (CDCPT/VEN-090).

Texto:

LA HEROÍNA DE GAETA

Al empezar su reinado La esposa ayuda al esposo

De Sicilia el joven Rey, La Reina defiende al Rey,

Con armas de mala ley Que así lo manda la ley

Se ve su reino atacado: De Dios todopoderoso:

Su ejército dispersado Ella no tiene reposo,

Por la más negra traición, La peste no la amedrenta,

No resiste la invasión; Y en todas partes atenta

Y el Rey por tan mala treta, Con su pecho varonil,

En la plaza de Gaeta Aunque en edad infantil,

Se defiende con tesón. Al soldado leal alienta.

¿Dónde están los generales Heroína sin igual

Por su padre enaltecidos? Por más que hayas sucumbido,

Todos desagradecidos...! Tu defensa heroica ha sido

¿Todos fueron desleales? Digna de cuna Real:

Nápoles en sus anales Tú enseñaste al desleal

Hará constar con baldón Que a sus reyes abandona,

De los jefes la traición; Que cual heroica amazona

También la de la marina, También sabes conquistar,

Y de la Reina Heroína Poniéndote en su lugar

Enaltecerá el blasón. Otra brillante corona.

María Sofía de Baviera, reina de las Dos Sicilias por su matrimonio con Francisco II, era hija del duque Maximiliano y, por tanto, hermana de la emperatriz Isabella de Austria (Sissi). Tras la derrota de Volturnus, los borbónicos se refugiaron en la fortaleza de Gaeta, a la que los garibaldinos pusieron sitio, dando comienzo su asedio el 13 de noviembre de 1860. Allí, acompañando al rey, se encontraba la reina María, de apenas 19 años, que durante los cuatro meses que duró la resistencia, hasta el 12 de febrero de 1861, se distinguiría por su decidida actividad cuidando de los heridos o arengando a los soldados, acciones que le proporcionarían una fama de alcance internacional al ser difundidas por los periódicos llamándola la heroína de Gaeta, junto a las fotografías que circulaban por toda Europa en las que, en traje militar o con capa, corría animando a los soldados entre las bombas que caían a su lado.

48.- SISTEMA GLOBULOBOMBIPÁTICO = EFECTOS DE LA GLOBULOBOMBIPATÍA (1866)

Sistema globulobombipático. Grabado de Noguera (9 × 12,8 cm). Un hombre y una mujer ofrecen al enfermo un «globulón» por indicación del doctor que está detrás. Texto versificado, a dos columnas y con orla tipográfica del tipo 2. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7.

Efectos de la globulobompatía. Grabado de Noguera (8,8 × 12,8 cm). El enfermo se ha tragado el «globulón» con el vientre hinchado. El texto, versificado, a dos columnas y con el mismo tipo de orla anterior. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866 (fig. 38). Tamaño total del pliego: 22,5 × 31,3 cm (CDCPT/VEN-0236).

Texto:

SISTEMA GLOBULOBOMBIPÁTICO

Vamos, echa el miedo fuera; Abre la boca, Pascual,

Trágalo y estás curado, Si por la salud suspiras;

Puedes quedar bien confiado Ese glóbulo que miras

De curar de esta manera: Te va de dar salud cabal:

Vamos, no te dé quimera ¿No es verdad, Doctor? —Si tal,

De ese globulón la entrada, O de no, la homeopatía

Que es cosa ya demostrada Fuera una majadería;

En el siglo del progreso, Si en medio año se asegura

Que la cosa de más peso Con globulillos tu cura,

No es la cosa más pesada. Con éste te basta un día.

Otra edición de 1871 (AHCB/Inv. n.º 675).

49.- SORPRESA (LA) = LO QUE PUEDE EL AMOR (1866)

Escenas románticas.

La sorpresa. Grabado de Noguera (10,1 × 13 cm). Los amantes, con atuendo de época, siglo xvii, son sorprendidos en el jardín por el hermano de ella. El texto, a dos columnas, versificado y con orla tipográfica tipo 2, comienza: Nos vamos a separar / por última vez, hermosa […]. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866.

Lo que puede el amor. Grabado de Noguera (10,2 × 13, 2 cm). Un hombre conversa con una mujer asomada a la ventana. El texto, versificado, a dos columnas y con el mismo tipo de orla anterior, comienza: Cuanto adoro, mi bien, / Hoy lo demuestra mi alma […]. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7. Tamaño total del pliego: 22,5 × 31,6 cm (AHCB/Inv. n.º 127).

En una edición posterior de 1867, aparecerá cambiado el sentido de las hojas (AHCB/Inv. n.º 118). Otra en 1871 (AHCB/Inv. n.º 677).

50.- TOROS EN CASA = TOROS EN PLAZA (1862)

Contraposición burlesca entre los toros en casa (adulterio) y los toros en la plaza (la lidia).

Toros en casa. Grabado de Noguera (N.) (10 × 12,3 cm). Un hombre, con un abanico en una mano, levanta con la otra una silla con la que amenaza a otro que estaba tomando una bebida con la mujer sentado a la mesa. El texto, enmarcado en orla tipográfica tipo 13, versificado y dos y una columna, comienza: Que te adoro locamente / Bien lo sabes, mi querida […], y acaba con: Marido que vas a los toros / Lleva contigo la esposa, / Mira que es muy fácil cosa, / Salgas toro tú también. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7.

Toros en plaza. Grabado de Noguera (N.) (8,8 × 12,2 cm). En una plaza dividida por una valla central, al fondo un picador se dispone a picar al toro y, en la más cercana, el toro ha derribado al picador. Texto versificado, a dos columnas, enmarcado con la misma orla tipográfica anterior, comienza: Bien por la gracia, salero, / Que publiquen los franceses […]. En el pie: Barcelona.- Imp. de Roberto Torres.- 1862 (fig. 39). Tamaño total del pliego: 22,1 × 31 cm (CDCPT/VEN-0552).


51.- VIVA ESPAÑA = VIVA ALFONSO XII (s. a. 1875 o post.)

Alegría por la proclamación de Alfonso XII.

Viva España. Dibujo y grabado anónimos (9,7 × 12,7 cm). Barcos disparando salvas de cañones y barcas llenas de marineros en el puerto de Barcelona. El texto, enmarcado por una orla tipográfica, en verso y a dos columnas comienza: De alegría rebosa España, / Por la nueva que Alfonso es su Rey […]. En el pie: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7.

Viva Alfonso XII[22]. Dibujo de Noguera (9,7 × 12,5 cm). Alfonso XII marcha a caballo por la calle saludando a la gente que le aclama. El texto, enmarcado en la misma orla tipográfica que la anterior, versificado y a dos columnas. En el pie: Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y casa Prat, Fustería 6 (fig. 40) .Tamaño total del pliego: 21,7 × 29,9 cm (CPA).

Texto:

VIVA ALFONSO XII

Barcelona se apresta gozosa, Vivas mil cuando desembarca,

Pues la gloria ha podido alcanzar, Da Barcino que es agradecida,

De que escoja el Monarca su playa, Viva el Rey, viva el joven Monarca,

para tierra española pisar. Que ya llega a su patria querida.

Ya el Castillo la nave divisa, Mil pañuelos los aires agitan

Y retumba do quier el cañón, Nobles damas desde los balcones,

Ya la tierra española el Rey pisa, De entusiasmo sus pechos palpitan,

Viva Alfonso, la paz y la unión. Dando vivas al Rey, a millones.

El trabajo artesano abandona, Hoy que España ya tiene la gloria,

Ve y acude a la orilla del mar, De que reine Alfonso de Borbón,

Que el pendón de Castilla blasona, Del carlista obtendrá la victoria

El monarca que viene a reinar. Si se empeña en su necia traición.

52.- VOLUNTARIOS (LOS) CATALANES = LA BANDERA (1866)

Los voluntarios catalanes. Dibujo y grabado anónimos (9,8 × 11,6 cm). Un grupo de hombres y mujeres se despiden en el puerto de los voluntarios catalanes. El texto, enmarcado en orla tipográfica (tipo 12), versificado y a dos columnas, comienza: Al grito de muera España / se sublevan los cubanos […]. En el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle Copons, 7.- 1866.

La bandera. Dibujo y grabado anónimos (9,4 × 11,2 cm). Jura de la bandera por los voluntarios. El texto, en catalán, enmarcado en la misma orla tipográfica anterior, versificado y a dos columnas, comienza: Catalans, no en terra extranya / Marchen a ferne la guerra […]. El pie de la hoja derecha es el mismo, pero en vez de 1866 pone 1869, luego en alguna de las dos hay una errata (1866 o 1869), ya que las dos hojas están unidas en una sola impresión. Tamaño total del pliego: 22,4 × 30,4 cm. Papel de color amarillo pálido (BC/Ro 207 B).

Se documentan otras cuatro ediciones más. La primera, de 1869, en la que se ha cambiado el sentido de las hojas y también se ha impreso sobre papel de color amarillo pálido (AHCB/Inv. n.º 576). Otra, de 1870, en cuyo reverso se ha escrito: 2 resmas / 2ª tirada / 4 julio de 1870 (BC/Ro 208 B). La tercera, de 1871 (AHCB/Inv. n.º 690). Y la cuarta, de 1875 o posterior, con los pies: Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro , 29 y Riera S. Juan, 7 y Véndese en casa M. Sala, Baja D. Pedro, 29 y casa P. Prat, Fustería, 6 (CPA).

53.- YA SOM FELISSAS = UN CONGRÉS (1858)

La primera edición registrada es de 1858. Corresponde a la hoja Ya som felissas, se encuentra suelta (22,2 × 16,3 cm), sin título y con el pie: Barcelona: Imp. del Heredero de José Gorgas.- 1858 (AHCB/ Inv. n.º1 30), aunque la primera referencia de este par, también sin títulos, es de 1862.

Sin título (Ya som felissas). Grabado de Noguera (9 × 12,5 cm). Un grupo de mujeres sale del lavadero con sus cestos de ropa. El texto, en catalán, enmarcado en orla tipográfica (tipo 2), versificado y a dos columnas, con el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7.

Sin título (Un congrés) con grabado de Noguera (9,2 × 12,7 cm). Un grupo de mujeres lavando y otra mayor sentada cosiendo. El texto, en catalán, enmarcado en orla tipográfica distinta (tipo... nuevo pero registrado como vallado), versificado y a dos columnas, comienza: ¿Que no veus quin lûxo gasta / Duloras, la Francisqueta? […]. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1862. Tamaño total del pliego: 20,5 × 31 cm (CPCP/VEN-235).

Texto

YA SOM FELISSAS

A las Corts fan com aquí: Lo endemá Serafí olora

Nosaltras á Pere y á Pau Que Joan pesca alguna ganga;

Critiquem com milló n´s plau Alborota, mou bullanga,

Y lo mateix fan allí. Y cridant tot s´acalora.

Si Joan sab que Serafí, Y no ni ha pochs, Teodora,

Treballa ab gran afició De Joans y Serafins,

Per pescá un tros de turró, Y molts, antes ab dos vins,

Aixeca lo crit al cel Feyan tot justet curanta...

Dihen: Serafi es infiel, Avuy altre gall l´s canta

Es un Diputat traidó. Desde que están allí dins.

Hay otra edición más sin títulos, de 1864 (AHCB/sin n.º de inv.), y otras tres más con ellos: la primera de 1866 (AHCB/Inv. n.º 92), la segunda de 1869 impresa sobre papel rosáceo (BC/Ro 194 B) y la tercera de 1875 o posterior (fig. 41), con los pies Barcelona.- Véndese en casa M. Sala, Baja S. Pedro, 29 y Riera S. Juan, 7 y Véndese en casa M. Sala, calle Baja S. Pedro, 29 y casa P. Prat, Fustería, 6 (CPA).

B. 2) HOJAS INFANTILES

Junto a estas hojas para adulto en cuarto, también editaría otras infantiles en octavo; en este caso, sin título y con los textos reducidos a una estrofa de cuatro versos o a una simple línea que permitiera identificar la escena representada.

Hoja suelta n.º 1 (1866)

Cuatro grabados de Noguera y otros tantos textos enfrentados dos a dos, enmarcados en cuadros de 6,8 × 5,8 cm. En el par inferior, a la izquierda, desfile de gigantes por la calle, y debajo el texto: Muy lucidos y brillantes, / de los niños diversión, / delante la procesión / se colocan los gigantes. En el pie: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. En la derecha, un grupo de jóvenes con casulla y estola llevan en andas la custodia (procesión del Corpus). Debajo el texto: La custodia más brillante / en forma de hermosa silla, / es del mundo maravilla / por tanto rubí y diamante. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866.

En el par superior, dos escenas de algarabía en la escuela. A la izquierda, de niñas, con el texto: Solas las dejó la maestra, / y las pobres criaturas / la ocasión aprovechan / haciendo mil diabluras. En el pie: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. Y a la derecha, de niños peleándose en el suelo con el texto: ¿Que no manda nadie aquí? / basta de riña, señores, / a falta de profesores, / deben respetarme a mí. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866. (fig. 42). Tamaño total de la hoja: 22,2 × 14,6 cm(CPA).

Hoja suelta n.º 2 (1866)

Cuatro dibujos enfrentados dos a dos, representando distintas escenas de la guerra de Marruecos. Grabados por Noguera, enmarcados en recuadros de 8,9 × 6,3 cm. En la parte inferior, a la izquierda un grupo de soldados a caballo a la carga. Debajo el título: Carga de los Húsares. En el pie: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. A la derecha, un soldado a caballo abate a otro moro portaestandarte. El título inferior: El cabo Pedro Mu. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866. En la parte superior, a la izquierda, un soldado se defiende de varios atacantes mientras arrastra a un compañero herido. Debajo: Heroicidad de Molina. En el pie: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. A la derecha, un joven corneta se abalanza y agarra a un gran moro. Debajo: El corneta prisionero. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866. Tamaño total de la hoja: 22,2 × 15,3 cm (CPA).

Hoja suelta n.º 3 (s. a.)

Cuatro pequeñas hojas pegadas dos a dos. Las inferiores son La gitana y ¡Chachipe!, su tamaño es de 11 × 12,8 cm y ambas llevan el mismo pie: Barcelona. Por Miguel Sala, Copons, 7. Las otras dos corresponden a Los esposos (izquierda) y Poder del amor (derecha), tienen 11,3 × 13,2 cm y el mismo pie que las anteriores (CDCPT/VEN-0468).

Hoja doble n.º 1 (1866)

Hoja doble sin cortar (20,2 × 31,1 cm) con ocho impresiones agrupadas de cuatro en cuatro en cada hoja y enfrentadas dos a dos (fig. 43). Los dibujos, todos ellos de Noguera, están enmarcados en cuadros de 6,8 × 5,8 cm.

Hoja izquierda. A la izquierda, la madre o criada lleva atado a un niño pequeño con chichonera; debajo el texto: Sé prudente Serafina, / si en amor quieres gozar; / que siempre se suele hallar / tras de la rosa la espina. En el pie: Bacelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866. A la derecha, un padre compra abanicos para sus hijos a un niño vendendor; debajo el texto, en catalán: Compriman un, senyoret, / ja sab que sempre als duch bons; / son del carré de Copons; vaja, a quartet, a quartet. En el pie: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. Este texto es muy interesante por dos motivos, el primero porque se hace publicidad de sus abanicos (son de la calle Copons, donde tiene la tienda Miguel Sala) y, por otro, se indica el precio: un cuarto. En la parte superior, a la izquierda, desfile de soldados romanos; el texto en catalán: Van molt tiessos y estirats / formant una gran llegió / devant de la professó / lo Manaya y los armats. A la derecha, otro grupo de sayones romanos desfilando en la procesión con el texto en catalán: Altre llegió de sayons / quen diuhen escabellats, / acompanyan als armats / devant de las professons. Tanto una como otra no llevan pie de imprenta, que se ha perdido en el corte del pliego.

Hoja derecha. Par inferior, a la izquierda, grupo de niños jugando a soldados; el texto: Siempre en la edad juvenil / del soldado gusta el juego, / estando equipado luego / con un palo por fusil. En el pie: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7. A la derecha, otro grupo de niños jugando con paracaídas; en el texto: Volando el paracaídas, / calor ni fatiga sienten, / pues los niños se divierten / dando saltos y corridas. En el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866. Par superior, a la izquierda, niños montados en un carrusel de caballitos jugando a la sortija; el texto: Esta sí que es diversión! / buenos son los caballetes / no haya miedo, mozalbetes, / a caballo el escuadrón! A la derecha, dos niños se balancean en un columpio; el texto: No te bajes Serafín, / sube y baja despacito, / que es el juego más bonito / el juego del balancín. Tanto una como otra hojita no llevan pie ya que, como se ha dicho, se perdió al cortarse el pliego. Papel blanco (CPA).

Hoja doble n.º 2

A la izquierda, las cuatro escenas de los episodios de la guerra de Marruecos (hoja suelta n.º 2) y a la derecha los cuatro dibujos del par de hojas La dama de aficionados = El galán de aficionados (n.º 17), aunque solo dos de ellos llevan título en el pie. ¡Qué buen puro! y ¡Gasto miriñaque!, debajo de las otras dos el pie doble: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7 y Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1966 (AHCB/Inv. n.º 426).

Hoja doble n.º 3

Tamaño total del pliego: 21,8 × 31,3 cm. A la derecha, cuatro escenas ya descritas (hoja suelta número 1) y, en la izquierda, los dibujos de: ¡Caza segura! - Cazar en poblado - ¡Lo que puede una mujer! - ¡Un cazador miope! (hoja n.º 12), con el pie: Por Miguel Sala, calle de Copons, n.º 7 (CDCPT/VEN-0318).

C) UN ANTIGUO TEMA ICONOGRÁFICO EN EL REPERTORIO DE MIGUEL SALA: LA DISPUTA DEL HOMBRE Y LA MUJER POR LOS PANTALONES

Entre el variado repertorio iconográfico presente en las hojas para abanicos de Miguel Sala, se encuentra un motivo recurrente en la iconografía europea del siglo xix, aunque no tanto en la española, que es la disputa de la mujer con el hombre por la posesión de sus pantalones, un tema este que trascenderá el ámbito de lo doméstico para convertirse en una de las manifestaciones simbólicas más potentes de la lucha por la igualdad entre sexos.

Se trata de un pliego de 21,6 × 31,4 cm formado por un par de hojas en cuarto sin cortar (fig. 44). La izquierda lleva por título PRETENSIONES DE LAS CASADAS (en el pie: Barcelona.- Imp. del H. de J. Gorgas.- 1866) y la derecha PRETENSIONES DE LOS MARICAS (en el pie: Se halla de venta en casa Miguel Sala, calle de Copons, núm. 7), del que se conoce otra edición idéntica, aunque con distinto tipo de orla tipográfica, de 1869 (CDCPT/VEN-339 y BC/Ro 203 B).

En Pretensiones de las casadas (fig. 45), el grabado de Noguera (9,2 × 13,4 cm) presenta en el centro a una mujer (a la izquierda) y un hombre (a la derecha) disputando por los pantalones; sobre ellos, en una nube, el demonio de la discordia con una serpiente enroscada en su brazo derecho y una antorcha encendida en la mano izquierda (con la que atiza el fuego de la disputa) al lado de la mujer y, en un primer plano, otra de mayor edad que, subiéndose la falda, enseña los pantalones que lleva puestos debajo de ella; al lado del hombre, otro (también mayor que el primero) sin ellos, y tanto una como otro perecen advertir a los jóvenes con su dedo levantado, en el suelo, una chistera y un bastón (el caos)[23]. En el texto, enmarcado con una orla tipográfica (tipo 3), versificado y a dos columnas, los dos mayores hacen recomendaciones a la pareja para que no cejen en su disputa hasta el final.

(La mujer) (El hombre)

No hagas caso de razones... No entres Juan, en condiciones

Si quieres hacer papel, Deja que llore y que grite

Ponte, querida, Isabel, Hasta que se desgañite,

De Juanito los calzones; Pero guarda los calzones;

Tira, no te desazones No hagas caso de ficciones

Ni te ablandes a su queja; Que el llanto y la risa toma

Tira, amiga, que ya ceja, La mujer siempre por broma;

Y sin calzas un marido Ya ves, Juan, yo como estoy,

Es galán, es muy cumplido Como caminando voy

Y más manso que una oveja. De Bañolas hasta Roma.

Esta ilustración, tal y como se ha descrito, no se ha vuelto a encontrar en ninguna de las series de editores e impresores de hojas de abanico presentes en las colecciones consultadas, aunque sí otro conceptualmente similar: MARIDOS, CUIDADO CON LOS CALZONES, editado por José Lluch, (CDCPT/VEN-441) y reeditado posteriormente por la imprenta Llorens (CDCPT/VEN-385) y más tarde por Cristina Segura, vda. de A. Llorens, ya a finales del siglo xix (CDCPT/VEN-556). En esta reedición se muestran dos escenas contrapuestas: a la izquierda, la mujer, de pie, lleva los pantalones puestos y un palo en una mano a la vez que con el brazo levantado amenaza al marido quien, con faldas y un niño de su mano, baja sumiso la cabeza; la escena de la derecha, por contra, muestra al hombre de pie con un gran palo en la mano amenazando a la mujer para que no siga poniéndose sus pantalones (fig. 46). Sus textos son también suficientemente elocuentes: Ea, maridillo mio, / Cuidado en no obedecerme, / Ya que he logrado ponerme / Tus calzones, señor mio. / Sumisión y poco brío / Y obedecer y callar, / O si me llego a enfadar / (Mientras lleve los calzones) / Sin réplicas ni razones / A mi son has de bailar (para el primer dibujo) y Ola! Que es esto mujer? / Por dónde van mis calzones? / Pardiez que si te los pones / Te doy a más no poder. / Vamos, fuera, pronto, a ver / Si te sacudo un trancazo, / Que no he de ser yo el pelmazo / Que tal consienta en mi casa, / Pues quien por tal pasa / Es un bestia, un maridazo (para la segunda ilustración) rematando, a modo de conclusión: Maridos, si a la mujer / Dejáis poner los calzones, / A más de bobalicones / desdichados hais de ser.

En la composición de su grabado, Noguera debió tener como referente las ediciones que sobre este tema se hicieron en Francia y Alemania en las primeras décadas del siglo xix [24], como la de Pellerín (Epinal, c. 1837): GRANDE QUERELLE entre le mari et l´epouse a qui portera la culotte et commandera dans le ménage[25], o la alemana, publicada en esos mismos años por G. N. Renner & Comp. en Nuremberg, número 681, con el título de GROSSER ZANK (fig. 47), en las que aparecen todos los elementos, incluido el diablo de la discordia sobre ellos con antorchas en sus manos, y a los que se añaden otros más que Noguera no incorpora —como un niño y una niña de rodillas en el suelo con las manos juntas en actitud de súplica junto al hombre (padre) y la mujer (madre), respectivamente— y los textos junto o sobre los personajes que se sacan fuera de la escena y colocan debajo. Se inspira, pues, en los ejemplares más antiguos del siglo xix de este tema ya que, a partir de 1850, en los principales modelos de referencia europeos (tanto los pliegos de Pellerin como en los de Pinot) se eliminará el diablo, la escena se desarrollará en el interior de la casa (la cocina), los contendientes blandirán bastones, palos o cucharones, se incorporarán nuevos personajes a la escena —un perro junto a la mujer (que en el caso de Pinot, muerde y tira de su delantal) y un gato junto al hombre, así como una mujer que contempla la escena desde la calle por una ventana— o se modificarán otros como los niños que no aparecen en actitud suplicante sino apaciguadora, la niña tirando de la chaqueta del padre y el niño junto a la madre[26].

Impresos que, en Francia, formarán parte de un conjunto de pliegos satíricos y de crítica social muy populares que, con escasas modificaciones (ya que algunos procedían de siglos anteriores), pervivirán a lo largo de todo el siglo xix como L´arbre d´amour o Le moulin merveilleux[27], Le credit es mort, les mauvais payeurs l´ont tué o Le grand diable d´argent, Patron de la finance[28], o las más conocidas y populares Escalas de la vida, representaciones que, a excepción de esta última de las que las dos realizadas (del hombre y de la mujer) por Baltasar de Talamantes (ya a finales del siglo xviii) son unos magníficos ejemplos[29], se encuentran muy escasamente presentes en las series iconográficas españolas y, por supuesto, nunca con sus formatos y diseños.

Los antecedentes de esta representación, la disputa por los pantalones entre la mujer y el hombre, se documentan ya en varios manuscritos iluminados franceses del siglo xiv, como los de Voeux du Paon (realizado hacia 1350) o en el libro de Heures de Jeanne d´Evreux (hacia 1325-1328)[30] y en un buen número de misericordias de los coros de distintas catedrales, abadías y colegiatas francesas como las de Rouen (realizadas entre 1457 y 1469), la colegiata de Villefranche-de-Rouergue (1473-1487), la abadía de Saint Lucien de Beauvais (1492-1500) o la colegiata de Hoogstraeten en Campire (realizada entre 1531 y 1548 por Albrecht Gelmers)[31].También en España, se encuentra un motivo similar y en esta misma línea en dos misericordias de la catedral de León; en la primera, una mujer enseña los pantalones debajo de sus faldas amenazando con una rueca al hombre que aparece en la segunda hilando[32].

Los ejemplares impresos españoles que conocemos con este motivo se reducen al grabado coloreado que lleva por título LA DUEÑA DE LOS CALZONES[33], una hoja de 204 × 266 mm y huella de 187 × 221 mm en la que no consta ni nombre del autor ni otros datos tipográficos relativos a su estampación. El dibujo muestra a una mujer y un hombre que se disputan los calzones o pantalones de este, contienda que, simbólicamente, se traslada también a un perro y un gato que, en el ángulo inferior izquierdo, pelean por una tajada de carne; a la derecha, una silla caída en el suelo completa la escena (fig. 48). Además del título, la ilustración se acompaña de dos textos, uno en el ángulo superior derecho, dentro del recuadro que la delimita:

¡Ay qué risa! Qué jarana

En casa de Don Miguel

Pues tener las bragas de él

Quiere hoy su esposa Juana.

¿Es Marido o es Cimbel?

Y otro, abajo, más extenso y dialogado:

Mujer.- Pues hombre no sabes ser / Yo me he de poner las bragas.

Marido.- Las costuras te harán llagas / Déjate de eso mujer.

Mujer.- Ahorrémonos las razones: Yo puedo y me da la gana / el traer tarde y mañana /

Mejor que tú los calzones.

Marido.- Que no quiero... suelta arpía / Basilisco... bruta... necia.

Mujer.- A quien tanto así me aprecia / Con este bastón daría.

Para finalizar con la siguiente moraleja a modo de conclusión:

Maridillos insensatos

Si felices queréis ser

Miraos hombre y mujer

En estos vivos retratos.

El grabado se encuentra en sintonía con otros de la época (primer tercio del siglo xix) como El elegante petimetre o el lechuguino en su tocador[34], El joven del día o el lechuguino sin máscara[35], Modo de ajustarse el corsé[36], Caricatura universal[37] o El perfecto Currutaco[38].

Parece más que evidente que este motivo pertenece al ámbito de la inversión que muestra la iconografía del mundo al revés, en las manifestaciones de travestismo y por extensión en el caos que conceptualmente siempre sugieren. Sin embargo, estas imágenes de inspiración misógina y expresión de lo impensable y de lo que conviene evitar, como señala Bard[39], poseen, además, una carga no solo simbólica sino real y práctica a través de la cual se manifiesta también el deseo de la mujer por adquirir un mayor grado de autonomía, libertad y, cómo no, influencia y poder no solo en el ámbito doméstico sino, y más importante, en el social; un deseo que se plasma en la tenaz disputa con el hombre por esta prenda de vestir, el pantalón, tradicionalmente usada en exclusiva por él y para quien también tiene esta misma carga simbólica, de ahí su resistencia a ser despojado de él.

Y es que, aunque la mujer como poseedora de los pantalones (calzas o calzones) también aparece frecuentemente representada en los impresos de imaginería popular europeos, y en especial en los que desarrollan el tema de El mundo al revés —donde ya se encuentra presente en los primeros grabados italianos de mediados del siglo xvi[40]—, y continuarán apareciendo hasta su desaparición, hay, al menos, dos aspectos diferenciadores a considerar en este motivo que lo hacen peculiar. Primero, porque como tal no aparece en ninguno de los pliegos de imágenes europeos del mundo al revés impresos, donde sí aparecen de forma reiterada otros en los que el cambio de papeles es evidente y claro: las mujeres soldado y el hombre hilando o cuidando los hijos, la permuta de vestidos entre uno y otro o, en algunos casos extremos, la mujer amenazando o directamente golpeando al marido con un palo. En segundo lugar, el motivo, a diferencia de los del mundo al revés, presenta una acción, la lucha por el pantalón, que, aunque parece más que evidente cómo va a acabar (la mujer a su lado enseñando los pantalones debajo de su falda así lo indica), supone una escena activa y dinámica entre los personajes representados, mientras que las del mundo al revés muestran hechos consumados. En el primer caso, se trata de una acción por subvertir el orden establecido, mientras que en las imágenes del mundo al revés ese orden ya se presenta invertido y tan imposible de llevarse a cabo como el resto de los motivos que aparecen junto a él.

Por otro lado, en las representaciones del mundo al revés, aunque a la mujer se la presente como soldado en la guerra, haciendo guardia, saliendo a cazar, o en juegos masculinos, casi siempre se viste con falda y solo en dos ediciones con pantalones: son el pliego toscano de principios del xix y en el parisino de Pillot, también en los primeros años de este siglo.

Durante el siglo xix, en los pliegos de aleluyas españoles del mundo al revés la mujer aparecerá con pantalones (vestida de hombre y el hombre de mujer) en un motivo tipo descrito como Los sexos cambiados o Los trajes variados[41], como uno más de los que desarrollan el tema del cambio de papeles entre el hombre y la mujer, junto a otros como Suerte del casado, que así se llama en estos al cambio de papeles, Marido trae lumbre[42] o El Nuevo juego del billar y El juego de la pelota[43], en los que se representa a la mujer realizando actividades, en este caso lúdicas, propias y exclusivas en aquellos momentos del hombre. Aunque el paradigma del uso de los pantalones por la mujer (ya que todas ellas los utilizan como prenda habitual de vestir, en contraposición al hombre que lleva falda) se encuentra en el pliego Perico Ventolera en la Luna[44], en el que las mujeres desempeñan todas las actividades sociales del hombre incluidas las políticas y militares (fig. 49), y no por casualidad —ya que la Luna es uno de los símbolos más potentes de lo femenino, en contraste con lo que sucede en la Tierra—, allí son ellas las que detentan el poder, en un nuevo planteamiento imposible de mundo al revés ya que, a pesar de todo, la posibilidad de que esto ocurra, como sucede con otros muchos motivos de este tema, es tan fantástico como que el Sol y la Tierra caminen por el suelo, que los peces vuelen o que los barcos naveguen por la tierra, motivos que son asociados a estos otros en una proyección gráfica sutil y perversa al presentar un hecho posible junto a otros que no lo son.

Por todo ello, aunque la escena se encuentra en el ámbito de los motivos del mundo al revés, quizá no habría que considerarla única y exclusivamente como propia de este tema, ya que su mismo planteamiento iconográfico, contenido simbólico, e incluso su formato impreso, lo particularizan y hasta lo alejan de él, pues el pantalón o calzón masculino es más que una mera prenda de vestir, es el símbolo del poder y virilidad del hombre cuya manifestación incluso traspasa el lenguaje icónico para pasar al verbal en expresiones del lenguaje coloquial como llevar los pantalones, vestirse por los pies, ser un calzonazos o bajarse los pantalones.

Y si en la primera de las hojas del abanico es la mujer la que disputa los pantalones al hombre, en la segunda (derecha) —la ilustración, también de Noguera (9,2 × 13,1 cm)— es, por contra, el hombre el que forcejea con la mujer por el aventador del fuego y, además, en la cocina ante la presencia de otras dos, una cada lado de ambos (fig. 50). El texto, igualmente enmarcado en una orla tipográfica como la anterior, versificado y a dos columnas, vuelve a presentar las razones de la disputa entre el hombre la mujer; la primera estrofa corresponde al hombre y la segunda a la mujer:

(El hombre) (La mujer)

Pues no lo dejo, mujer, No dejo el aventador,

Y acábese la jarana; Que es costumbre de la vida

Por un tanto a la semana El que arregle la comida

Yo te daré de comer. La mujer: vaya un valor;

Pesetas puedes coger, No lo dejo, no señor;

Magdalena, trabajando; Que siendo yo tu mujer,

Con que así ve preparando Todo tu empeño ha de ser

El modo de manejarte, El trabajar para mí,

Que yo no he de preguntarte Que yo con cuidarte a ti

Cómo, ni dónde, ni cuándo. Bastante tengo que hacer.

Este planteamiento, surgido de la propia estructura formal del abanico (en este caso, dos hojas con motivos contrapuestos), es, si cabe, mucho más original y atrevido que el primero ya que, aunque conceptualmente pudiera parecer como perteneciente al mismo tema, la cuestión planteada aquí conlleva una mayor subversión de la realidad que la expuesta por aquel. Tanto es así que, si del primer motivo encontramos escasas referencias, de este no se ha documentado ninguna, al menos en el campo de los impresos populares españoles.

A diferencia de su hoja antagónica en la que se presenta a la mujer, o al menos a un tipo de mujer con una fuerte personalidad y carácter (tanto que es capaz de pelear con el hombre para arrebatarle sus pantalones), en esta, por el contrario, al hombre se le muestra, y así se indica en el título, como un marica, en una acepción relativa no tanto a su sexualidad sino a su carácter, pues ya desde mediados del siglo xviii en adelante (hasta finales del siglo xix), con esta palabra, usada de forma peyorativa, se hacía referencia al hombre cobarde, amilanado, pusilánime, de pocos bríos y sin iniciativa fácilmente manejable por otros[45], atributos, algunos de ellos, que se encuentran próximos a los tópicos femeninos e incluso de la condición que la mujer tiene de sí misma en la época, de ahí que ella en su respuesta contraponga el escaso valor que tiene el hacer la comida con el trabajo del hombre, reconociendo así y dejando claro cuál es el papel de cada uno en la casa y fuera de ella.

Vuelve a plantearse así, de nuevo, la subversión del orden establecido a través del cambio de papeles entre el hombre y la mujer, aunque, en este caso, es el hombre el que disputa con la mujer por el aventador como símbolo de sus pretensiones, presentando a este no como un luchador por la igualdad entre los sexos (como pudiera parecer al mandar a su mujer a trabajar y hacer él la comida) sino como un ser débil, acobardado e incapaz de enfrentarse a los trabajos de su condición, prefiriendo la seguridad de la casa y el desempeño en ella de las tareas de la mujer (afeminado), dejando en sus manos, incluso, la libre disposición y uso del dinero, una actitud que se ridiculiza a través del grabado y texto en una exposición que llega ser misógina, patriarcal e incluso homofóbica, muy propias del momento.

A pesar de todo, y teniendo en cuenta que ambas hojas se presentan no desde planteamientos reivindicativos de la lucha entre la igualdad de sexos, sino humorísticos y de sátira social, sí es de reconocer que la mera exposición de los mismos supone ya, de hecho, una novedad y una actitud cuando menos diferente a la imperante, fruto quizá de la etapa socio-política en la que se producen (el sexenio democrático), y de lo que es una buena prueba el reducidísimo número de representaciones que hay de estos motivos en los repertorios iconográficos españoles.

d) Algunas consideraciones finales

La actividad editora de Miguel Sala, según muestran sus pies de imprenta, abarcó, al menos, un amplio lapso de tiempo de veinte años (los comprendidos entre 1855 y 1875), a los que, sin duda, habría que añadir un margen indeterminado anterior y posterior a ellos, alcanzando su mayor productividad en la década de los 60.

Sus hojas presentan el diseño característico de este tipo de impresos, que mantiene casi como una constante: en la parte superior, la ilustración que ocupa una superficie media aproximada de un 50 % del total de la mancha; a continuación, el título y el texto enmarcados con una orla tipográfica y, debajo de ella, los datos de impresión. La excepción la constituyen dos modelos diferentes a este presentes en un reducido número de ejemplares. El primero, en La danza moderna. Can-can = La danza antigua y en Poder del amor – Los esposos que, aunque se editaron agrupadas dos a dos siguiendo este mismo tipo, también se imprimieron sueltas en dos pares de hojas en las que en una de ellas se dispone en el centro única y exclusivamente el dibujo y en la otra el texto, (en ambos casos, sin ningún tipo de elemento decorativo), y el segundo, en otras tres más (Batalla de Castillejos, Batalla de Tetuán y Las criadas bojas) en las que en una de sus hojas la ilustración ocupa la totalidad de la página y el texto, enmarcado o no, en la otra.

En el modelo tipo, las orlas tipográficas no solo constituyen su principal elemento decorativo sino que, además, cuando ambas hojas comparten un mismo tipo, ayudan a conseguir la uniformidad del par de hojas (y por tanto del abanico) y posiblemente sean un elemento diferenciador entre imprentas o series de los distintos editores, e incluso aportan datos cronológicos si puede llegarse a establecer alguna relación entre determinados tipos y ediciones.

Estas se componen a partir de hierros (tipos) que se combinan entre sí, ya sea un solo motivo colocado sucesivamente de forma reiterada al que se añaden los esquineros correspondientes o en alternancia con otros, con los que se han compuesto los 23 tipos distintos de orlas que se han registrado en las hojas analizadas hasta ahora de Miguel Sala (fig. 51).

Los más empleados han sido los números 5, 6, 10, 12 y 13. En algunos títulos, se han utilizado orlas distintas en las diferentes ediciones, como sucede con ¡Ellas! = ¡Ellos! (tipos 4 y 5) o La dama de aficionados = El galán de aficionados (tipo 2 y 14), y es muy frecuente, en algo más del 50 % de los casos, que las dos hojas del par posean un mismo tipo de orla, como sucede en: La Mola de Mahón = La independencia española y Guerra al miriñaque = Guerra a las mangas (tipo 2), Julieta = Romeo y Juan soltero = Juan casado (tipo 6), Fausto = Fausto (tipo 10), República-Monarquía = Libertad-Igualdad-Fraternidad, La danza antigua = La danza moderna (tipo 12), Sin título = La heroína de Gaeta, Amor a espadas-Amor al palo = Amor al oro-Amor a copas (tipo 13) o La dama de aficionados = El galán de aficionados (tipo 14), solo por citar algunos de ellos. Dos motivos alternándose en pares distintos se encuentran en Los bobos (tipo 8) = Las bobas (tipo 9) y Matrimonio feliz (tipo 8) = Matrimonio del día (tipo 9).

Como generalmente ocurre en la mayor parte de los impresos populares, la morfología y funcionalidad de las hojas de abanico tienen, entre otras, la peculiaridad de no estar sujetas a un modelo de contenidos riguroso sino que, por el contrario, en ellas irán apareciendo, junto a temas recurrentes como los literarios o costumbristas, otros que eran la novedad de ese momento: una acción militar (La batalla de Castillejos), acontecimiento político (La llegada de Alfonso XII a Barcelona o la Manifestación proteccionista), social (la presencia del acróbata Blondin) o de moda (Guerra al miriñaque y Guerra a las mangas), conformando así un amplio repertorio temático que constituirá un magnífico y variado escaparate social de la época.

Uno de los temas más presentes en estas hojas es el que muestra, desde distintos planteamientos, la relación hombre-mujer, bien sea dentro del matrimonio o fuera de él. Así, la contraposición más directa entre hombres y mujeres, en este caso solteros, se hace en ¡Ellos! = ¡Ellas!, con unos textos en los que se contrasta la incapacidad del hombre para llevar a cabo las tareas domésticas (eso sí, después de haberlo intentado y con moraleja final: Solteras, echad la red, / aquí hay cuatro arrepentidos, / que os aseguro serán / los cuatro buenos maridos) con las argucias femeninas para atrapar en la ratonera (como así se expresa en la ilustración) al posible pretendiente o incauto soltero.

Esta necesidad de buscar marido y, a ser posible, un buen partido, se encuentra en Las tías, donde una de ellas recomienda y aconseja a las jóvenes sobrinas que no desprecien las oportunidades que se les presenten, pues los años pasan muy pronto —Y os vais a quedar por tías (como ella, solteras)—.

La locuacidad de la mujer se plasma en las hojas Ya som felissas = Un congrés, en las que se muestra a un grupo de lavanderas, saliendo del lavadero o lavando en él, charlando animadamente entre ellas contándose los sucesos y acontecimientos de la vecindad.

Estos planteamientos y consideración de la mujer, tan propios del momento, tienen, sin embargo, un pequeño contrapunto en las hojas Porvenir de la mujer = No más ganga. En la primera, con el comienzo tan rotundo de: Hora es ya de que en España, / Tengamos bien preparada / La instrucción de la mujer, / Sea soltera o casada […], se expone que si la mujer queda huérfana, o viuda, ha de trabajar muy duro para sacar un escaso jornal con el que malvivir, mientras que si sabe leer y escribir y hacer cuentas puede llegar a estar bien colocada detrás de un mostrador en una tienda, cuestión esta que se desarrolla más ampliamente en el texto de la hoja siguiente, No más ganga, en la que se propone el cambio por mujeres, ya que lo harán mejor, de muchos dependientes que no saben atender adecuadamente a los clientes.

La diferencia entre los dos estados (soltero-casado), en este caso del hombre, se recoge en el par de hojas Juan soltero = Juan casado; en la primera a modo de advertencia sobre el matrimonio, y la segunda sobre el resultado de una mala elección.

Otro contraste matrimonial, en este caso cargado de contenido, es el que presentan las hojas Matrimonio del día = Matrimonio feliz. En la primera, un hombre y una mujer junto al brasero en una casa acomodada (la mujer rodeada de un grupo de perros, un gato y un loro en una jaula, y el hombre leyendo plácidamente un libro) se lamentan de su infecundidad, mientras que, en la segunda, vemos dos hombres y dos mujeres entre siete niños en una humilde vivienda.

El hecho de estar formado cada abanico por un par de hojas permite desarrollar un tema cualquiera presentando dos aspectos del mismo. Es lo que sucede en El llanto de la viuda = Cambio de papeles, en cuya primera hoja se presenta el desconsuelo de la joven viuda por la muerte del marido y en la segunda, de paseo por el parque siendo admirada por dos galanes. Es interesante, no obstante, comprobar cómo este mismo planteamiento vuelve a encontrase en Seguir la corriente = Llanto del viudo, donde se presenta el mismo tema, aunque aquí es el hombre (el viudo) el que se lamenta profundamente de la muerte de la esposa, mientras en la hoja siguiente se le presenta cortejando a una mujer en el parque.

Esta dualidad y contraste en los planteamientos en la relación hombre-mujer en el ámbito doméstico es la que también se encuentra en el par Pretensiones de las casadas = Pretensiones de los maricas, que ya ha sido analizada detenidamente.

Y cómo no, la infidelidad de la mujer, en Toros en casa, con el remate final del texto: Marido que vas a los toros / Lleva contigo la esposa, / Mira que es mu fácil cosa, / Salgas toro tu también.

Y dos pares de hojas más que tienen a la mujer como centro, en un caso para resaltar su papel de ejemplar (como en La heroína de Gaeta, que resalta el valor de la reina de las Dos Sicilias en la defensa de la fortaleza de Gaeta) y en el otro (Las criadas bojas o Las patxas letxuguinas) en la que se ataca a las criadas que se visten y arreglan para no parecerlo cuando salen a la calle, aunque, en este caso, el tema presenta más una cuestión de convencionalismo social: las criadas son criadas y han de vestir como tales, no como señoras.

Todos estos planteamientos, muy propios de la época, podrían tener su colofón en el determinismo que tal relación suponía y que se resume en el final de Necesidades humanas, en cuya ilustración se muestra al marido afeitándose tranquilamente mientras la mujer está a punto de dar a luz: No lejos tenéis que ir / Si igualdad queráis hallar, / La mujer ha de parir / Y el hombre se ha de afeitar.

La mujer y el hombre por igual también serán blanco de las críticas satíricas por el deseo de algunos de ellos de ir a la última moda. Así sucede en Los bobos = Las bobas y, en especial, en el uso del miriñaque en las mujeres y de las mangas anchas en los hombres, como se recogen en Guerra al miriñaque = Guerra a las mangas y Lo que esconde el miriñaque = ¡Qué desengaño!

En las hojas se recogen, además, aspectos de la diversión cotidiana como lugares de moda del paseo y recreo barcelonés en Las delicias del Tívoli, bailes, La danza antigua (minué) = La danza moderna (Can-can) o Baile coreado, canciones de moda: El último amor (Americana) y El nuevo amor (Americana) o actuaciones extraordinarias como las taurinas de Peroy o acrobáticas Blondin = El héroe del Niágara. Humorísticas son Chatos y narigudos y Junta dels gats.

Referencias a obras clásicas literarias de corte romántico en Julieta = Romeo, Don Juan Tenorio o Fausto, junto a otras composiciones del mismo estilo como El juramento = Cupido, La fuga = La cautiva y El fino amante = La despedida.

Acontecimientos militares, especialmente de la guerra en África: Batalla de los Castillejos, Batalla de Tetuán y algunas acciones destacadas como A la carga - El cabo de húsares = Arrojo de Molina - Valor de un corneta y, en años posteriores, de la primera guerra de Cuba en Los voluntarios catalanes = La bandera, así como otros hechos bélicos europeos: Caída de Napoleón = Sedán, de la guerra franco-prusiana, Sebastopol o La heroína de Gaeta.

Y, cómo no, contenidos de crítica política: Libertad de cultos, El artesano feliz, Políticos farsantes, El feliz hallazgo, La desunión, La guerra o Los partidos políticos, en otras hojas se refleja la situación de cambio del momento: República - Monarquía = Libertad – Igualdad -Fraternidad o República Federal = Himno federal. La Marsellesa y hechos concretos que afectaron especialmente a Cataluña, como el arancel de Figuerola en Las langostas Libre-cambistas = Manifestación proteccionista, o de exaltación patriótica en Viva España = Viva Alfonso XII y ¡Atrás el extranjero! = La España.

Un hecho a destacar en el conjunto estudiado de hojas para adulto es la total ausencia en ellas de contenidos religiosos de cualquier tipo (santos, escenas del Antiguo y Nuevo Testamento, liturgia, vía Crucis, oraciones, etc.) y que sí se verán en ejemplares de otras series contemporáneas a esta, como las de Llorens o Antonio Bosch, y en algunas hojitas infantiles, donde, junto a los temas ya expuestos que presentan aquellas que originalmente se imprimieron para adulto (episodios de la guerra de África, Caza segura, Los esposos o La gitana), serán los juegos, la escuela o algunos aspectos de las procesiones (gigantones, romanos o sayones) los más representados.

Por lo que respecta a la ilustración, esta se encuentra, generalmente, en la parte superior de las hojas y es, casi siempre, un solo grabado, con formato horizontal sin enmarcar y, mucho menos frecuentemente, vertical o doble. Junto a este modelo se registran, no obstante, tres variantes que es preciso señalar. La primera se encuentra únicamente en las hojas filipinas que cierran su dibujo en la parte superior con un semicírculo; la segunda es la que presentan las hojas números 18 y 38 en las que este se encuentra en el centro de una de ellas y, finalmente, la tercera, aquella en la que un único dibujo ocupa la totalidad de la página (núm. 5, 6, 15 y 43).

En todos los casos, se trata de grabados xilográficos. Los dos más pequeños (de 7,1 × 10 cm) acompañan a los más grandes de las batallas de Tetuán y Castillejos, presentando el resto unas dimensiones situadas entre los 8,9 × 12,2 cm (Necesidades humanas) y los 10,2 × 14 cm (¡Ellas!). Excepcionalmente se registran tres dibujos, también de formato horizontal a plena página de 12 × 18,6 cm (Batalla del día 4 de febrero), 12 × 18,8 cm (Batalla de Castillejos) y 12,7 × 18 cm (Las criadas bojas o las patxas letxuguinas). Aunque el formato horizontal es el más frecuentemente empleado, el vertical también está presente en estos impresos, bien de forma individual, como en las hojas filipinas y en Sin título (El progreso intelectual...), que tiene una dimensión de 10,7 × 9,1 cm, o en pareja, ajustándose para la realización de composiciones dobles en cada una de las hojas, como las cuatro de los episodios de la guerra de África —A la carga, El cabo de húsares, Arrojo de Molina y Valor de un corneta— (con un tamaño de 8,9 × 6,3 cm), las dos de La gitana (8,4 × 5,6 cm) y ¡Chachipé! (8,7 × 5,7 cm) o los dobles e individuales del Minué (7 × 5,8 cm y 7, 7 × 6,2 cm) y del Can-can (7,6 × 5,8 cm y 7,4 × 5,7 cm).

En los dibujos, hay escenas de ambiente medieval como en La Fuga o La cautiva, otras en las que los personajes se visten con ropajes del siglo xvii: El fino amante, La despedida, El juramento y Cupido, siendo, no obstante, las contemporáneas las más abundantes en este repertorio.

El principal grabador, autor de la mayor parte de las ilustraciones de estas hojas, es NOGUERA, quien las firma con la totalidad de su apellido con una grafía y disposición uniforme situada, generalmente, en el ángulo inferior derecho o en sus inmediaciones (fig. 52). De él son los grabados:

Batalla del 4 de febrero Juan soltero

Batalla de Castillejos Juan casado

El cabo de húsares Las coquetas

Arrojo de Molina Las tías

¡Atrás el extranjero! ¡Qué desengaño!

La España Don Juan Tenorio

¡Ellos! Los bobos

¡Ellas! Fausto

Guerra al miriñaque El fino amante

Guerra a las mangas La despedida

El llanto de la viuda Baile coreado

Pretensiones de las casadas Las delicias del Tívoli

Pretensiones de los maricas El artesano feliz

Cambio de papeles ¡Buena educación!

La fuga El juramento

La cautiva Cupido

Blondin Ya som felissas

El héroe del Niágara Un congrés

Matrimonio del día Lo borratxo

Matrimonio feliz Junta dels gats

Viva Alfonso XII Toros en casa

Seguir la corriente Caída del imperio

Llanto del viudo Sedán

Porvenir de la mujer El cochero

No más ganga La lucha de Peroy

Chatos y narigudos Peroy

Las criadas bojas o las patxas letxuguinas ¡Cuánto oculta el miriñaque!

No más pulgas Quevedo - Quevedo

República federal Sin título- La heroína de Gaeta

Sistema globulombipático Sorpresa

Efectos de la globulobompatía Lo que puede el amor

Toros en plaza

Infantil (hoja suelta n.º 1)

Infantil (hoja doble n.º 2)

Hay algunas hojas en las que, aunque el dibujo no aparece firmado con su asignación a este mismo autor, parece más que evidente y no solo por su estilo, sino también por asociación, como en la Batalla de Tetuán o la de los Castillejos, en los que la ilustración de una hoja no lleva firma pero sí la otra a plena página, y lo mismo ocurre con los pares de dibujos que ilustran las hojas de A la carga, El cabo de húsares, Arrojo de Molina y Valor de un corneta, en las que la segunda y tercera sí llevan su firma y las otras dos no. Otro tanto habría que considerar en los pares de hojas de Viva España: sin nombre, pero sí su par Viva Alfonso XII de Noguera, y en Las bobas, sin nombre, pero sí Los bobos.

Por la cronología presente en los pies tipográficos, el autor sería el identificado por Francesc Fontbona en su obra La xilografía a Catalunya entre 1800 i 1923 (Barcelona, 1992) como el tercer José NOGUERA (III), al que califica como «l´artista més avançat de la xilografia realista encara en ple període romantic» y cuya producción tendrá su momento álgido en la década de los sesenta, ilustrando un amplísimo repertorio de publicaciones populares (romances y sainetes, pliegos de aleluyas, hojas de abanico y otros de tema religioso) para los principales impresores y editores del momento como Juan Llorens, Antonio Bosch o el mismo Miguel Sala entre otros[46].

Otra firma que aparece en apenas unas pocas hojas es la N. (Noguera): Amor al oro, ¡Apunten!, Toros en casa, Julieta, Romeo y en la infantil n.º 1, aunque son dos N. diferentes; la primera, que solo se encuentra en el par de hojas Julieta y Romeo, es grande, inclinada y de principio y final curvo, y la segunda, en el resto, es más pequeña y angulosa, inequívocamente asociada al mismo Noguera que firma con todos su apellido. Para Fransec Fontbona, la N. es característica de la segunda mitad de la década de los 50[47].

Un punto que queda por confirmar y analizar es si Josep Noguera realiza estos grabados a partir de sus propios bocetos y dibujos o si, por el contrario, fueron aportados por otros artistas, aunque lo que sí es evidente es que en estas estampaciones no aparece ningún otro nombre que no sea el suyo.

Finalmente, hay un tercer grupo de hojas en las que no se encuentra ningún nombre ni de dibujante ni grabador. Son los pares: Las langostas libre-cambistas y Manifestación proteccionista, Los voluntarios catalanes y La bandera, Necesidades humanas, Sin título (narigudo), La danza antigua, Minué (las dos hojas), La danza moderna, Can-can (las dos hojas), las individuales: La gitana y ¡Chachipé!, El feliz hallazgo, El último adiós, El nuevo amor, Libertad de cultos, Cariños mahometanos, Políticos farsantes y las siete hojas filipinas, tanto las que llevan el texto en tagalo como en castellano.

La disponibilidad de los grabados por un editor o impresor para su empleo en otras hojas o tipos de impresos puede verse aquí en La Batalla de los Castillejos, cuyos dibujos se emplearán después para ilustrar otro texto distinto: El puente de Alcolea, o en su impresión como hojitas infantiles (¡A la carga!, ¡Caza segura!, Los esposos, etc.). En un caso (núm. 46), se ha modificado el grabado original sustituyendo las palabras que acompañaban a los hombrecillos que portaba el personaje en una edición anterior (n.º 35).

Los textos, todos ellos versificados, están compuestos en castellano, catalán y tagalo. El primero está presente en 122 hojas (90,37 %), el segundo en 6 (4,44 %) y el tercero en 7 (5,18 %).

No se ha encontrado, ni en su totalidad ni en parte, ninguna de estas composiciones poéticas en las recopilaciones ni repertorios clásicos antiguos de romances, coplas u otras composiciones populares anónimas o cultas pertenecientes a autores reconocidos, como sí sucedía en el corpus de hojas epinalenses que estudiamos en su día, por lo que todo parece indicar que se trata de composiciones nuevas y originales creadas en exclusiva para estas hojas, hecho que no es de extrañar, puesto que muchos de los temas tratados respondían a cuestiones de actualidad en su momento que se recogían como novedad, de manera que tuvieron que componerse para ellas sus textos correspondientes.

Sin embargo, también hay en ellas textos alusivos a obras literarias como Fausto, Romeo y Julieta o D. Juan Tenorio, aunque en estos casos se trata de síntesis argumentales versificadas y no de la transcripción literal de escenas concretas.

En las hojas para abanicos infantiles, estos textos quedan reducidos a cuatro versos o simplemente a una línea con el título de la ilustración, como sucede con Carga de los Húsares, El cabo Pedro Mur, Heroicidad de Molina y El corneta prisionero. De las 16 hojas, 13 llevan la cuarteta o el título en castellano y 3 en catalán.

Al establecer la relación entre ilustraciones y textos, se hace patente la completa sintonía y correspondencia absoluta que se establece entre ambos elementos, no observándose en ninguna de las hojas analizadas la falta de esta.

Uniformidad que también está presente entre los pares de hojas en los que, en unos casos, ambas se complementan o desarrollan más ampliamente un tema como sucede en Guerra al miriñaque = Guerra a las mangas, Porvenir de la mujer = No más gangas, La cautiva = La fuga, D. Juan Tenorio o Fausto, solo por citar algunos ejemplos, complementariedad que se consigue en otros a través de una ilustración a página completa en la que se representa una acción del tema tratado como sucede en Batalla de Castillejos, Batalla de Tetuán o Las criadas bojas o Las patxas letxuguinas. En otros casos, lo que expone es la contraposición de dos aspectos o cuestiones del tema, como en Los bobos = Las bobas, ¡Ellos! = ¡Ellas!, Matrimonio del día = Matrimonio feliz, Llanto del viudo = Seguir la corriente o Juan soltero = Juan casado, entre otros muchos. Una relación de correspondencia tal que se manifiesta incluso en las orlas tipográficas empleadas en los pares y que el impresor también cuida al colocar tipos iguales en una y otra hoja, consiguiendo así una unidad formal que llega a ser completa cuando se utiliza el mismo tipo de letra y tamaño para sus títulos como en ¡Ellos! = ¡Ellas!, El llanto de la viuda = Cambio de papeles, D. Juan Tenorio, Baile coreado = Delicias del Tívoli o El juramento = Cupido.

Así pues, parece más que evidente que en estas hojas se ha buscado y se ha conseguido absolutamente una unidad formal entre las hojas, no solo a través de la relación directa y estrecha entre ilustración y texto de cada una de ellas sino también con su par, una unidad formal que habrá que considerar como una característica identificativa y propia de este tipo de impresos.

Por otro lado, este hecho aporta algún dato más sobre cómo se componían estos sueltos, ya que esta unidad de criterios la establecería, muy posiblemente, el propio editor Miguel Sala quien, en función de las novedades y modas del momento o gustos de sus posibles clientes, proponía y encargaba, tanto al dibujante (José Noguera), como al escritor de los textos, la realización de unos contenidos textuales e ilustraciones propios y originales para el tema sugerido, hecho que vendría a aclarar, al menos en este corpus de materiales, una cuestión muy presente en los impresos populares, como es la supeditación de los textos a las imágenes o viceversa, ya que, en este caso, parece que ambas van a la par.




NOTAS

[17] THEROS, Xavier: ¡El gran Blondin! El País, 27 de abril de 2013.

[18] SERRANO SANZ, José M.ª: Librecambismo y protección en la España Liberal. Historia Contemporánea, 43. 2011, págs. 635 y 356.

[19] BALCELLS, Albert: Cataluña contemporánea, I (siglo xix). Siglo XXI, Editores SA, Madrid, 1983, págs. 62 y 63.

[20] FERNANDEZ, Pura: El estatuto legal del romance... Op. cit., pág. 113, fig. 16.

[21] AZAUSTRE, SERRANO, M.ª del Carmen: Canciones y romances populares impresos en Barcelona en el siglo xix. CSIC, Cuadernos Bibliográficos, 45. Madrid, 1982. Chatos y narigudos, n.º 1213, pág. 328.

[22] Alfonso XII desembarcó en Barcelona a las 12 de la mañana del día 9 de enero de 1875, siendo acogido con un gran recibimiento, al parecer más de lo que se esperaba, pues en telegrama de ese mismo día a su madre, le decía: «... el recibimiento que me ha hecho Barcelona excede mis esperanzas y excedería tus deseos...». Al día siguiente saldría en barco hacia Valencia y de ahí a Madrid.

[23] FONTBONA, Francesc: La xilografía a Catalunya entre 1800 i 1923. Biblioteca de Catalunya. Barcelona 1992, pág. 96, lám. 57.

[24] Para Christine Bard, «este es un tema central durante al primera mitad del siglo xix en Francia como contrapartida de los rigores del Código de Napoleón». En BARD, Christine: Historia política del pantalón. Colección Ensayo, 87. Tusquets Editores. Barcelona, 2012, pág. 109.

[25] PERROUT, René: Trésors des images d´Épinal. Éditions Jean-Pierre Gyss. Rosheim, 1985, pág. 78.

[26] MISTLER, Jean; BLAUDEZ, François y André JACQUEMIN: Épinal et l´imagerie populaire. Librairie Hachette, 1961, pág. 160.

[27] PERROUT, René: Trésors... Op. cit., págs. 76 y 114, respectivamente.

[28] ADHÉMAR, Jean y otros: Imagerie populaire française. Electra. Milán 1976, figs. 115 y 116.

[29] IMPRENTA VALENCIANA. Siglos xviii-xix. Catálogo de la Exposición del mismo título. Fundación Carlos de Amberes. Valencia 2006, págs. 24-31.

[30] BURREAU, Pierre: «La “Dispute pour la culotte”: Variations littéraires et iconographiques d´un théme profane (xiii-xvi siècle)». En Le miroir des misericordes, xiii-xvii siècle. Actes du Colloque. Medievale, vol. 14, 1995, págs. 121, 122 y 123 y figs. 4 y 5, respectivamente.

[31] BURREAU, Pierre: «La “Dispute pour la culotte”...». Op. cit., págs. 114, 118, 119 y 120 y figs. 1, 2 y 3, respectivamente para las tres primeras.

[32] MATEO GÓMEZ, Isabel: Temas profanos en la escultura gótica española. Las sillerías de coro. CSIC, Instituto Diego Velázquez. Madrid, 1979, pág. 293 y figs. 277-278.

[33] Museo de Historia de Madrid. Sig. IN 4914. CARRETE, Juan; DIEGO, Estrella de y Jesusa VEGA: Catálogo del gabinete de estampas del Museo Municipal de Madrid. I. Volumen segundo. Grabado 1550-1820. Ayuntamiento de Madrid. Concejalía del Cultura. Madrid, 1985, pág. 508, n.º 93.

[34] BOZAL, Valeriano: El grabado popular en el siglo xix. Summa Artis, vol. XXXII. Espasa Calpe SA, Madrid, 1988, pág. 346, fig. 441.

[35] VEGA, Jesusa: La estampa culta en el siglo xix. En Summa Artis, vol. XXXII. Espasa Calpe SA, Madrid, 1988, pág. 166, fig. 193.

[36] CARRETE, Juan; DIEGO, Estrella de y Jesusa VEGA: Catálogo del gabinete de estampas... Op. cit., pág. 506, n.º 90a y 90b.

[37] CARRETE, Juan; DIEGO, Estrella de y Jesusa VEGA: Catálogo del gabinete de estampas... Op. cit., pág. 511, n.º 99.

[38] CARRETE, Juan; DIEGO, Estrella de y Jesusa VEGA: Catálogo del gabinete de estampas... Op. cit., pág. 507, n.º 90c.

[39] BARD, Christine: Historia política... Op. cit., pág. 108.

[40] TRISTAN, Frédérick: Le monde à l´envers. Hachette. Milán 1986. pág. 91, fig. 93.

[41] SIN TÍTULO (El mundo al revés). Ildefonso Mompié. Valencia, 1823, cuadro 1. EL MUNDO AL REVÉS. Ildefonso Mompié. Valencia 1831, cuadro 37. EL MUNDO AL REVÉS, N.º 1. Tomás Bellver. Játiva, Valencia, 1858, cuadro 33. NUEVO MUNDO AL REVÉS, N.º 82. Antonio Bosch. Barcelona (s. a.), cuadro 13. EL MUNDO AL REVÉS, N.º 7. Imp. Llorens. Barcelona (s. a.), cuadro 38. EL NUEVO MUNDO AL REVÉS, N.º 1. José Clará (s. a.), cuadro 14. EL MUNDO AL REVÉS, N.º 1. José M.ª Marés. Madrid, 1860, cuadro 37. AL REVÉS DEL MUNDO, N.º 86. Tabernillas. Madrid (s. a.), cuadro 38. EL SIGLO QUE VIENE, N.º 117. Litografía Boronat. Madrid (s. a.), cuadros 3 y 4.

[42] EL MUNDO AL REVÉS. Ildefonso Mompie. Valencia, 1831, cuadro 19. NUEVO MUNDO AL REVÉS, N.º 82. Antonio Bosch. Barcelona (s. a.), cuadro 19. EL MUNDO AL REVÉS, N.º 1. José M.ª Marés. Madrid. 1860, cuadro 19. EL MUNDO AL REVÉS, N.º 129. Litografía Fernández. Madrid (s. a.), cuadro 26 y EL SIGLO QUE VIENE, N.º 117. Litografía Boronat. Madrid (s. a.), cuadro 7.

[43] SIN TÍTULO (El mundo al revés). Ildefonso Mompie. Valencia, 1823. Cuadros números 15 y 22.

[44] PERICO VENTOLERA EN LA LUNA, N.º 127. Impreso en Madrid por la litografía Fernández en la última década del siglo xix. 48 viñetas.

[45] Marica es el hipocorístico de María, nombre femenino por excelencia, y que ya en el Diccionario de la Real Academia Española de 1734 «se llama al hombre afeminado y de pocos bríos que se deja supeditar y manejar, aun de los que son inferiores». Mariquita como derivado de marica aparece registrado en el DRAE como diminutivo de María en 1869, y como diminutivo de marica en 1884. (PIMENTEL, Antonio: Sodomitas, maricas y bujarrones. Una aproximación léxico-semántica a los términos de homosexualidad masculina. 2013).

[46] Francesc FONTBONA: La xilografia... Op. cit., págs. 76 a 95.

[47] IBIDEM, pág. 84.