Si desea contactar con la Revista de Foklore puede hacerlo desde la sección de contacto de la Fundación Joaquín Díaz >

Búsqueda por: autor, título, año o número de revista *
* Es válido cualquier término del nombre/apellido del autor, del título del artículo y del número de revista o año.

Editorial

DIAZ GONZALEZ, Joaquín

Publicado en el año 1989 en la Revista de Folklore número 107.

Esta visualización es solo del texto del artículo.
Puede descargarse el artículo completo en formato PDF desde la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

Revista de Folklore número 107 en formato PDF >

Los últimos números de la revista están disponibles en el servidor de la Fundación Joaquín Díaz >


Suponemos que la lectura del primero de los artículos que se ofrecen este mes en nuestra Revista, invitará a una reflexión que, desde estas páginas, hemos propuesto en anteriores ocasiones: Cualquier estudio serio, profundo, sistemático -y efectivo-, abarca una amplia gama de disciplinas cuyo manejo o conocimiento no puede ser ajeno ni parecer superfluo al buen investigador. Más que la desaparición de costumbres o el debilitamiento de la tradición (cosa indudablemente grave en cualquier época por lo que supone de empobrecimiento cultural), nos preocupa el interés decreciente en las nuevas generaciones por conocer la naturaleza o el origen -más o menos remoto, más o menos disperso- de las cosas y, sobre todo, el fomento de esa imagen decrépita y desvalorizada de todo lo antiguo que les impide acercarse con naturalidad a su propio pasado. Tal vez el sistema de vida –cómodo, aliviado de problemas primarios siempre resueltos para los más jóvenes- que se ha impuesto como modélico para nuestra Sociedad por parte de los núcleos urbanos, entrañe en el fondo algún peligro, todavía no atisbado, de que el ser humano vaya abandonando determinados mecanismos de defensa por considerarlos ya anticuados o innecesarios. Baja el listón de la educación integral -y no me refiero sólo a las enseñanzas impartidas en escuelas, colegios o institutos- y gradualmente desciende el nivel cultural de toda la Sociedad. El aviso está ahí; ¿está todavía en nuestras manos el remedio?