Si desea contactar con la Revista de Foklore puede hacerlo desde la sección de contacto de la Fundación Joaquín Díaz >

Búsqueda por: autor, título, año o número de revista *
* Es válido cualquier término del nombre/apellido del autor, del título del artículo y del número de revista o año.

MODISMOS CASTELLANOS CON FORMA NEGATIVA

PANIZO RODRIGUEZ, Juliana

Publicado en el año 1991 en la Revista de Folklore número 126.

Esta visualización es solo del texto del artículo.
Puede descargarse el artículo completo en formato PDF desde la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

Revista de Folklore número 126 en formato PDF >

Los últimos números de la revista están disponibles en el servidor de la Fundación Joaquín Díaz >


La Real Academia de la Lengua Española define el modismo como "modo particular de hablar propio o privativo de una lengua que se suele apartar en algo de las reglas generales de la gramática" (1 )

Este trabajo tiene como objetivo ofrecer una serie de modismos con forma negativa, recopilados en Valladolid. Para explicar su significado en unos casos hemos utilizado el Diccionario de Modismos de Ramón Caballero y en otros lo hacemos con nuestras palabras.

Ni a tiros. Metafórica y familiarmente, se dice de lo que no puede lograrse por muchos esfuerzos que se hagan para ello.

Ni a tres tirones. Se usa para demostrar la imposibilidad de obtener de otra persona lo que se solicita.

Ni Con candil. Familiar y metafóricamente, se dice de lo que se busca con interés y no se encuentra.

Ni con cola. Familiar y metofóricamente, se dice de lo que no encaja, no se ajusta ni corresponde a una cosa.

Ni de balde. Frase familiar con que se rechaza enérgicamente una cosa.

Ni el lucero del alba. Nadie.

Ni entro ni salgo. Dícese familiar y metafóricamente, de aquello que ni nos preocupa, ni nos importa, ni nos mueve a intervenir en ello.

Ni gloria ni bendita. Nada, en absoluto; por lo común se dice de la comida.

Ni le veo, ni le entiendo. Se dice cuando hace algún tiempo que no vemos a una persona.

Ni los perros lo quieren. Se dice para demostrar lo excesivamente malo que es un alimento.

Ni lo sueñes siquiera. Expresión familiar que denota lo imposible o improcedente de una cosa.

Ni luce ni presta. Se dice de lo que se gasta o desaparece rápidamente o no se aprovecha bien.

Ni me acordaba del santo de su nombre. Expresión familiar que denota el olvido de una persona.

Ninguno quiere llevar el gato al agua. Indica cómo se evaden todos de hacer una cosa.

Ni oste ni moste. Callarse a todo.

Ni pena ni gloria. Denota simplicidad, indiferencia.

Ni pincha ni corta. Se dice de una persona inútil, indiferente.

Ni pintiparado. Hecho a propósito para algo.

Ni por el forro. Expresión con que se denota que alguno desconoce completamente tal o cual ciencia o los libros que de ella tratan.

Ni que cantes ni que bailes. Indica el propósito firme de negar una cosa.

Ni que hablara en arameo. Expresión familiar con que nos lamentamos de que no nos entiendan.

Ni que lo mires por abajo ni que lo mires por arriba. Frase hecha, que denota estar bien juzgada una cosa.

Ni que tuviera monos en la cara. Expresión familiar con que se lamenta una persona de que la miren mucho.

Ni quito ni pongo. Expresión familiar que denota el poco interés y la poca fuerza que tiene una persona en algún asunto.

Ni siquiera conoce la o. Familiar y metafóricamente, se dice de la persona torpe para la lectura.

Ni tanto ni tan calvo. Expresión familiar que denota exageración o extralimitación en alguna cosa.

Ni tripa ni cuajo. Se dice de la persona que está muy delgada.

Ni vivo ni muerto. Se dice de lo que no se ha visto en mucho tiempo o de lo que no se encuentra ni aparece.

No aguantar ancas. No consentir que nadie le moleste o abuse de él.

No anda el carro si no se le unta. Frase que denota que sin dinero, regalos u otra clase de dádivas, no es fácil conseguir que quien puede y debe se interese en nuestro favor.

No arrancárselo ni a tres tirones. Dícese de las preocupaciones u obcecación de un individuo a quien no puede disuadirse de ellas.

No barre más que lo que ve la suegra. Barrer lo que se ve y dejar los rincones y otros sitios escondidos sin pasar la escoba.

No cabe en el pellejo. Se dice de la persona muy gruesa.

No caerá esa breva. Expresión familiar con que denotamos deseo y desconfianza a la vez por una cosa que puede suceder.

No calentar el asiento. Durar poco en el empleo una persona.

No cierra el pico. Se dice de la persona que habla mucho.

No da una en el clavo. Se dice de la persona que carece de acierto.

No dar golpe. No trabajar.

No dar oidos a sordos. En sentido familiar, no enterar ni querer que se enteren otras personas de ciertas cosas.

No dar su brazo a torcer. No transigir.

No decir ni chus ni mus. No decir nada. No pronunciar palabra.

No decir esta boca es mía. No hablar palabra. No dejarle ni a sol ni a sombra. Hostigarle, molestarle con insistencia y pesadez.

No dejarle ni camisa. Dejarle pobre y en la miseria.

No dejarlo de la mano. Tomar con interés una cosa.

No dejarse nada en el tintero. Decir todo lo que se ocurra o sea necesario para un fin.

No despintársele a uno una persona o cosa. Conservar la especie de ellas, aunque se haya visto pocas veces.

No dijo esta boca es mía. No pronunció palabra. No distinguir lo blanco de lo negro. Ser un ignorante.

No echarlo en saco roto. No olvidarlo.

No entrar ni salir uno en una cosa. No intervenir o no tomar parte en ella.

No escasear el paño. No hacer las cosas con economía.

No es cosa del otro mundo. Se dice de lo que no tiene importancia ni trascendencia.

No es del otro jueves. Ser corriente y vulgar.

No es la primera liebre que desuella. Se dice de la persona que hace una cosa difícil, con facilidad y perspicacia.

No es nada lo del ojo. Expresión que se usa cuando no se da importancia a un hecho que la tiene.

No está el horno para bollos. Frase familiar, con que se denota no estar una persona o cosa en buena actitud o disposición para lograr de ellas lo que se desea.

No está para esos trotes. Se dice con relación al anciano o persona delicada de quienes se pretenden ejercicios superiores a sus fuerzas.

No está muy católico. Se dice de la persona que está enferma.

No está descalzo. Se dice de la persona que no es tan pobre como aparenta o se cree.

No faltó ni el canto de un duro. Frase que indica aproximación, peligro.

No hacer carrera. Se dice de la persona que no ha sacado partido de sus conocimientos, títulos o favores dispensados.

No ha pasado de la a. Se dice de la persona torpe y atrasada en estudios.

No ha roto un plato en su vida, todas han sido cazuelas. Se dice de la persona a quien se juzga de buena pasta y no es así.

No ha visto el mundo más que por un agujero y estaba tapado. Se dice de la persona que ha viajado muy poco.

No hay función sin tarasca. Expresión con la que se critica a la persona que asiste a todas las fiestas y diversiones.

No hay más cera que la que arde. Expresión familiar con que se indica haberse acabado alguna cosa.

No hay para él más Dios ni más Santa María que... Expresión familiar que revela el afecto o simpatía de una persona por otra.

No hay que hacer al diablo peor de lo que es. Frase familiar, que atenúa en algo el mal juicio que formulamos de una persona.

No hay quien le apee del burro. Frase que significa no hay quien le convenza.

No hay quien le tosa. Se dice del que está satisfecho de sí mismo.

No hay tío páseme usté el río. Expresión familiar, que denota que no vale disculpa, ni hay remedio después de hecha una cosa.

No hay tu tía. Expresión familiar, que denota no ser posible, ni fácil, ni remediable una cosa.

No le alcanza un galgo. Expresión con que se pondera la distancia de un parentesco.

No leas, Juan. Expresión familiar que denota que se hace o dice mal una cosa.

No le cabe en la mollera una cosa. Equivale a no le cabe en la cabeza una cosa.

No le deja ni a sol ni a sombra. Dícese de la persona que es seguida o acompañada de otra.

No le faltó el canto de un duro. Denota exposición, peligro, proximidad.

No le importa un comino. No le importa un higo. No le importa un pepino. No le importa un rábano. Dícese de lo que nos es indiferente y merece o nuestra despreocupación o nuestro desprecio.

No le pasa del gañate. Significa antipatía u odio por una persona.

No le vale ni la Paz ni la Caridad. Indica sin salvación posible.

No mamarse uno el dedo. Se dice de la persona que es despierta y no se deja engañar.

No me dio buena espina. Se dice de lo que presumimos o sospechamos que puede ser malo.

No me gusta ser plato de segunda mesa. Expresión que denota molestia por ser preferido a otro.

No me pringo yo en tan poca cosa. Se dice cuando nos achacan o aconsejan que robemos alguna cosa insignificante.

No me sirve ni para descalzarme. Lo decimos de la persona a quien juzgamos muy inferior y muy por bajo de nosotros.

No me vengas con coplas. Expresión familiar con que rechazamos a quien nos viene con lástimas o quejas o chismes de vecindad.

No necesita abuela. Alabarse una persona excesivamente.

No partir peras con... No tener amistad ni relación de ninguna otra especie con la persona a quien se alude o cita.

No perder ripio. Bailar mucho en una fiesta.

No poder meter baza. Se dice cuando una o más personas hablan tanto que no dejan decir nada a otra persona.

No quedaba una rata. Significa que no quedaba una persona siquiera.

No quedar ni reliquia. Significa no quedar nada absolutamente.

No quiero alhajas con dientes. Expresión con la que rechazamos a una persona que ha de vivir a nuestra costa.

No sabe de la misa la media. Dícese de la persona torpe, y de aquella que no está enterada del asunto que se ventila.

No sabe ni jota. No sabe nada. No sabe cuántas son tres y dos. Se dice de la persona torpe e ignorante.

No sabe dónde tiene la mano derecha. Se dice de la persona que tiene pocos conocimientos.

No se calienta el hocico. Dícese de la persona poco trabajadora.

No se casa con nadie. Se dice de la persona imparcial e independiente en sus juicios y acciones.

No se ha hecho la miel para la boca del asno. Suele decirse por las personas en que no sienta bien un traje o adorno desproporcionado a su posición, y por aquellas que no saben apreciar el valor o mérito de una comida o de cualquier otro hecho extraordinario.

No se le cae la iglesia encima. Dícese del que no acude, o lo hace de tarde en tarde al templo.

No se le ocurre ni al que asó la manteca al sol. Significa no ocurrírsele a nadie.

No se libra del chaparrón. Se dice de aquél al que amenaza algún castigo, represión o algo semejante.

No se pude hacer carrera de él. Se dice de la persona indómita, del atolondrado o perverso, que ni escucha ni atiende a consejos provechosos.

No sé qué mosca le habrá picado. Dícese de la persona que se muestra enfadada o descontenta sin que sepamos la causa de su disgusto.

Nos ha venido Dios a ver. Expresión con que se denota el placer de un beneficio, por lo común inesperado.

No sirve ni para descalzarla. Frase con la que denotamos la inferioridad de una persona con relación a otra.

No soltarlo ni a tres tirones. No querer desprenderse de un objeto.

No sufrir ancas. Ser uno poco tolerante.

No te metas en camisas de once varas. No meterse en un asunto que no le incumbe.

No tener a quién volver los ojos. Significa estar abandonado de todas las personas y no encontrar quién le alivie en una situación difícil.

No tener ni para mandar cantar a un ciego. Significa ser muy pobre.

No tener ni para un diente. Ser insuficiente la comida para una persona.

No te verás en ese espejo. Expresión familiar con que se previene a uno que no logrará lo que intenta o pretende.

No tiene más que el día y la noche. No tiene más que el cielo y la tierra. Se dice de la persona que es muy pobre.

No tiene nada de la hormiga. Dícese de la persona holgazana.

No ve, pero palpa. Se dice del que protesta porque no ve y no se le escapa nada.

____________

NOTAS

(1) REAL ACADEMIA ESPAÑOLA: Diccionario de la Lengua Española, 20 ed., T.II, Madrid, 1984, págs. 917-918.

BIBLIOGRAFIA

BEINHAUER, W.: El español coloquial, 3.ª ed., Gredos, Madrid, 1978.

CABALLERO, R.: Diccionario de modismos de la Lengua Castellana, Librería El Ateneo, Buenos Aires, 1942.

CASARES, J., Introducción a la lexicografía moderna. C.S.I.C., Madrid, 1969.